Cómo Crear tú Motivación para Correr: 11 Claves

Sobre todo si estas empezando, a veces será difícil encontrar la motivación para correr. Si no estas acostumbrado, te parecerá una actividad monótona, aburrida, cansada y que no te causa más interés que el de adelgazar.

Sin embargo, eso es solo al comienzo. Una vez que observas que avanzas, que aguantas más, que tu potencia aumenta y que te vas sintiendo físicamente, tu motivación aumenta y el running comienza a ser una actividad placentera.

como motivarse para correr

El problema es que, con todas las distracciones que tenemos, esa motivación es difícil de mantener. En este post te mostraré qué puedes hacer para para motivarte y ser persistente corriendo.

1-Piensa en los beneficios para la salud

En primer lugar, para hacer cualquier cosa y estar motivado con ello, debemos encontrar una razón. ¿Para qué lo hacemos? Pensar en los beneficios para la salud que proporcionan correr de forma frecuente te motivará. Estos son algunos:

Mejora el funcionamiento del corazón

Cuando corres, el interior de los ventrículos aumentan un 20% de tamaño, lo que provoca que aumente el riego sanguíneo a través de todo el cuerpo, beneficiando a los órganos. Además, reducirás el colesterol malo, el cuál es uno de los desencadenantes de las enfermedades del corazón.

Mejora el funcionamiento de los pulmones

Si corres, mejorarás el funcionamiento de tus pulmones, respirarás mejor y por tanto aumentarás tu calidad de vida.

Ayuda a perder peso

Gran parte de las personas comienzan a practicar running porque quieren perder peso. Y haces bien si eres una de ellas porque esta actividad es una de las más eficientes para quemar calorías y bajar el peso. Cada kilómetro y medio quemarás aproximadamente 100 calorías y además, aumentarás tu masa muscular, aligerando a su vez el metabolismo, lo que provocará que en los momentos de descanso quemes más calorías.

Por otra parte, si quieres obtener los mejores resultados perdiendo peso, combina correr con dieta y adelgazarás de forma mucho más rápida y sana.

Mejora la digestión

Al correr, los nutrientes que has comido se absorben de forma más efectiva y se disminuye el tiempo que se necesita para que la comida pase a través del intestino delgado.

Reduce la depresión, el estrés y te hace más feliz

Al igual que otros tipos de ejercicio, correr alivia mucho el estrés e incluso la depresión. Tras hacer ejercicio anaeróbico es característica la sensación de euforia, tranquilidad y calma tras terminar la sesión.

Además, la investigación muestra que los adultos que hacen ejercicio de forma constante son más felices que los que son más sedentarios. Por tanto, esta es una razón más si te quieres sentir energético y creativo.

Mejora el sexo

Científicos de la Universidad de Harvard, han demostrado que los hombres que son físicamente activos tienen un 30% menos probabilidades de desarrollar problemas sexuales. El incremento del riego sanguíneo causado por el ejercicio regular provoca una vida sexual más sana y vigorosa.

Retrasa el envejecimiento

Según diversos estudios, hacer ejercicio retrasa el envejecimiento y correr es una de las mejores formas que puedes elegir.

Mejora el sueño

Investigadores de la Universidad de Northwestern, mostraron que las personas que hacen ejercicio tienen mayor calidad de sueño, además de menores síntomas depresión, más vitalidad y menos somnolencia durante el día.

En este artículo puedes conocer otros beneficios de correr.

Ya sabes los beneficios, sin embargo es probable que a pesar de ello te sientas desmotivado/a y no tengas fuerza de voluntad para salir a la calle o ir a un parque o gimnasio y estar un buen rato corriendo. Vamos a intentar buscar una solución para ello:

2-Comienza con poco tiempo

Que quieras adelgazar o empezar a correr por placer no significa que tengas que estar una hora de repente. De hecho eso solo hará disminuir tu motivación, además de que tu cuerpo no estará preparado para ello. 

Trata de establecer un tiempo desde el primer día y ve subiéndolo. Puedes comenzar por 10 minutos, o incluso 5, y a partir de ahí subir 1 minuto cada día.

Te puede parecer poco, pero esto evitará que te desmotives de primera porque lo verás todo mucho más sencillo. En un mes podrás estar corriendo 30 minutos al día.

3-Establece un objetivo que desees y hazlo visible

Esto es muy importante y te será una de las mejores ayudas. ¿Qué es lo que más te motiva de correr? ¿Por qué lo haces? ¿Correr una maratón y  ganar? ¿Adelgazar?

Si por ejemplo quieres adelgazar, ponte el objetivo de adelgazar 2 kilos al mes y pon en tu habitación una foto visible (que puedas ver cada mañana y antes de salir a correr) de alguien cuyo físico te gusta y puedes alcanzar haciendo ejercicio.

Lee este artículo si quieres aprender a establecer objetivos correctamente.

4-Usa música

Esta es una forma tradicional y es que funciona. La música motiva, te distrae, relaja y te anima. El tipo de música esta a tu elección; bandas sonoras, música clásica, rock, pop…

Otra opción es ponerte tus programas de radio favoritos o grabaciones de inglés para aprender mientras corres.

5-No esperes a que alguien salga contigo

En mi opinión es positivo salir a correr solo. Esto hará fomentar tu independencia y que seas capaz de seguir tus objetivos de forma autónoma. No puedes depender de que alguien quiera salir a correr contigo para adelgazar y mejorar tu salud, es algo que tienes que hacer tú

También es verdad que hay personas que se animan más a salir a correr si lo hacen con un compañero. Si eres una de ellas, pregunta a tus amigos o familiares y si nadie quiere, puedes buscar en las comunidades online. Sin embargo recuerda que ser independiente será una de las competencias que te harán más feliz en la vida.

6-Anota tus éxito y prémiate

¿Vas a desaprovechar un logro sin animarte o darte un premio? Mejor no, porque habrás perdido una oportunidad de provocar que un comportamiento se vuelva a repetir. 

¿Cómo hacerlo?

-Usa un cuaderno para anotar la distancia y tiempo que corres cada día. Esto hará que seas consiente de tus avances y de que el esfuerzo tiene su recompensa. También anota tu peso y cómo te sientes tras correr. Por tanto, haz las anotaciones tras terminar las sesiones o un tiempo después.

-Usa premios para ti mismo. No tiene porque ser premios materiales, que también, sino halagos a ti mismo como: “eres un crack” o “lo has hecho muy bien”. Es importante que esto lo hagas cuando realmente te has esforzado y lo has hecho bien.

7-Usa autoafirmaciones o mantras

Las autoafirmaciones o mantras positivos y repetidos como “lo estas haciendo bien”, “me siento cansado aunque puedo seguir” o “no te rindas” hacen que centres tu atención en un pensamiento positivo y evites la voz crítica interior que te dirá cosas como “me siento cansado, voy a parar” o “ya no puedo más”.

Ejemplos de autoafirmaciones:

“Cada paso que doy es una mejora más en mi forma física”.

“Cuanto más resisto, más fuerte me hago”

Te pueden ayudar estas frases de motivación.

8-Evita el todo o nada

A veces tendrás en mente que tienes que correr una hora y no tienes tiempo, sin embargo esto es un pensamiento poco flexible.

Si tienes poco tiempo o estas en un día en el que te sientes muy cansado, simplemente reduce el tiempo en el que estarás haciendo ejercicio o no lo hagas de forma tan intensa. Recuerda que lo que de verdad da resultados es la persistencia y continuidad del ejercicio, es normal que haya días en lo que no tengas tanto tiempo o estés cansado.

9-¿Te da verguenza correr en público?

Algunos conocidos me han comentado que les da verguenza correr en público. Tienen pensamientos como “me están mirando”, “estoy molestando a la gente”, “corro de forma graciosa y se ríen de mi”. 

Son pensamientos negativos, de tu voz crítica y tienes que ser consciente de ellos para evitarlos. Además, ¿cómo sabes que son ciertos? Por ejemplo, yo cada vez que voy por la calle y veo a la gente correr, pienso que están haciendo algo provechoso, bueno para la salud y admirable por el esfuerzo que conlleva.

Cambia por tanto esos pensamientos negativos. Por ejemplo: “La gente esta acostumbrado a ver a la gente correr”, “la gente verá que soy deportista y que estoy en forma”.

10-Vive el presente

Uno de los motivos por los que la gente deja de correr es porque está pensando en el futuro o otras cosas “más importantes que correr”. Sin embargo, ¿qué es más importante para ti que algo que es beneficioso para tu salud?

Trabaja el mindfulness, piensa en el ahora, vive las sensaciones que experimentas mientras corres.

11-No te compares

Compararte solo llevará a desmotivarte. Eres totalmente distinto a otras personas. Algunas estarán más en forma y podrán correr más, otras todo lo contrario. En cualquier caso, todas las personas son valiosas.

Céntrate en ti y en tus resultados y evita compararte con otras personas.

¿Qué otras formas conoces para aumentar la motivación para correr?

DEJA UNA RESPUESTA