Balance de apertura: cómo se hace y ejemplo

El balance de apertura es la primera entrada en las cuentas de una empresa, ya sea cuando se inician por primera vez o al comienzo de un nuevo año fiscal. Se trata del balance que se tomó del final de un período contable para el comienzo de un nuevo período contable.

Los fondos en las cuentas de una empresa al comienzo de un nuevo período financiero se denominan balances de apertura, y sus saldos iniciales representan la posición financiera de una compañía el día antes de comenzar a ingresar transacciones.

Fuente: pexels.com

Los balances de apertura también pueden ser importantes si una empresa transfiere sus cuentas a un nuevo sistema de contabilidad. Cuando esto ocurre, la última entrada en las cuentas anteriores se convertirá en el saldo inicial de las nuevas cuentas de la empresa.

Si se está comenzando un negocio, el balance de apertura debe incluirse como parte del plan de negocios. También se puede utilizar para ayudar a formar un presupuesto.

¿Cómo se hace un balance de apertura?

La mayoría de los paquetes de software de contabilidad generará el balance de apertura automáticamente tan pronto comience el nuevo año fiscal.

Sin embargo, si los cálculos se hacen manualmente, o se está comenzando un negocio, se puede determinar el balance de apertura utilizando cualquier aplicación de hoja de cálculo.

El balance de apertura tiene tres categorías principales: activos, pasivos y patrimonio del propietario.

Agregar activos

Los activos incluyen todo el dinero en efectivo que la empresa tenga a mano, así como cualquier cosa que la empresa haya comprado y se pueda vender en el futuro.

Los primeros artículos a agregar se denominan activos corrientes, como efectivo en caja, dinero en el banco, inventario que se planea vender y cualquier gasto pagado previamente, como el seguro.

El segundo grupo de activos es el activo fijo. Incluye la maquinaria y otros equipos que se posean, como muebles, accesorios, y cualquier inmueble.

Un tercer grupo, descrito como “otros activos”, contiene cualquier otro activo que la empresa haya comprado, como un dominio web o un logotipo. Al agregar estos activos, hay que asegurarse de ingresar lo que se pagó por ellos, en lugar de su valor de mercado.

Sumar pasivos y capital

Los pasivos incluyen cualquier cosa que la empresa necesite pagar a otros, como préstamos comerciales o pagos de arrendamiento. Se dividen en dos categorías: pasivos corrientes y pasivos a largo plazo.

Los pasivos corrientes incluyen los pagos que la empresa deberá realizar durante el año fiscal en curso, como pagos de préstamos, impuestos y aranceles de licencia. Los pasivos a largo plazo son los que se extienden más allá de un año.

El capital representa cualquier dinero que hayan invertido los propietarios en la empresa. Una vez ingresados todos los pasivos y el capital, se restan del total de los activos para determinar el balance de apertura de la compañía.

Empresa operativa

En una empresa operativa, el balance final al cierre de un año fiscal se convierte en el balance de apertura para el comienzo del próximo año contable.

Para ingresar los saldos de apertura, se necesita una lista de las facturas pendientes de clientes y proveedores, notas de crédito, saldo de las cuentas de cierre del período contable anterior y los estados de cuenta bancarios.

También se necesita una lista de los elementos bancarios no representados del sistema de contabilidad anterior. Son las transacciones bancarias ingresadas en el sistema anterior, pero que aún no aparecen en el estado de cuenta bancario. Por ejemplo, cheques sin liquidar.

Ejemplo

En el balance de apertura se debe ingresar cada activo de la compañía y su valor. Supongamos que en el negocio se tienen $500 en efectivo, un automóvil que actualmente vale $5.000 y una propiedad que vale $100.000. Cada uno de estos montos debería enumerarse en “activos”, en el balance de apertura.

Se ingresa cualquier deuda que la empresa tenga en relación con los activos. Supongamos que se tiene una deuda de $75.000 con una compañía, con vencimiento de cinco años. Se escribiría entonces deuda a largo plazo con el valor de $75.000.

La deuda a corto plazo se vence en menos de un año. La deuda a largo plazo se vence en más de un año. Se restan los pasivos totales de los activos para calcular el patrimonio del propietario. Esta es la cantidad que un propietario puso en la empresa.

Sería $105.500 menos $75.000, equivalente a $30.500 de capital. Así que, de todos los activos, $30.500 fueron entregados a la compañía por el propietario.

En el caso de una nueva compañía, el balance de apertura generalmente tiene solo dos cuentas: una es el efectivo disponible y otra el capital aportado por los fundadores de la empresa.

Diferencia con uno de prueba

Un balance de prueba es un informe interno que permanecerá en el departamento de contabilidad. Es una lista de todas las cuentas del libro mayor y sus saldos correspondientes.

Los saldos de débito se ingresan en una columna y los saldos de crédito se ingresan en otra columna. Luego, se suma cada columna para demostrar que el total de los saldos del débito sea igual al total de los saldos del crédito.

Por otro lado, un balance de apertura es uno de los estados financieros que se distribuirán fuera del departamento de contabilidad.

Solo los saldos de las cuentas de activos, pasivos y capital del balance de prueba se presentan en cada sección correspondiente del balance de apertura. El balance de prueba no es un estado financiero, mientras que el balance de apertura sí lo es.

Significado inherente

Un balance de prueba se crea para registrar los saldos de todas las cuentas contables. Un balance de apertura se crea para ver si los activos son iguales a los pasivos más el capital.

Aplicación

El balance de prueba se utiliza para ver si el total de saldos del débito es igual a los saldos del crédito. El balance de apertura se utiliza para mostrar con exactitud los asuntos financieros de una empresa.

División

En el balance de prueba cada cuenta se divide en saldos del débito y del crédito. En el balance de apertura cada cuenta se divide en activos, pasivos, y patrimonio.

Fuente

La fuente para el balance de prueba es la contabilidad general. La fuente de un balance de apertura es el balance de prueba.

Ordenamiento

No existe un orden específico para un balance de prueba. El balance de apertura necesita estar en el orden apropiado de activos, pasivos, y luego patrimonio.

Referencias

  1. Debitoor (2018). Opening balance – What is the opening balance? Tomado de: debitoor.com.
  2. Sage (2018). An introduction to opening balances. Tomado de: help.sageone.com.
  3. Toppr (2018). Balance Sheet and Opening Entry. Tomado de: toppr.com.
  4. David Weedmark (2018). How to Calculate the Opening Balance. Bizfluent. Tomado de: bizfluent.com.
  5. Carter McBride (2018). How to Create an Opening Balance Sheet for a New Business. Small Business – Chron.com. Tomado de: smallbusiness.chron.com.
  6. Wall Street Mojo (2018). Trial Balance vs Balance Sheet. Tomado de: wallstreetmojo.com.
COMPARTIR
Ingeniero en Computación y Máster en Ingeniería Industrial. Especializado en sistemas de información, administración financiera, costos y gestión de proyectos. Gerente de informática, logística y operaciones en diferentes tipos de industrias. Más de 30 años de experiencia laboral. Profesor universitario de pregrado y postgrado. Amante del cine, rock progresivo y literatura. Jugador de tenis.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here