Colénquima: características, tipos y funciones

El colénquima es un tejido de sostén de las plantas formado por células de pared celular gruesa que proporciona mayor resistencia mecánica. Estas células se caracterizan por presentar una pared celular con alto contenido de agua, celulosa, hemicelulosa y pectinas.

Es un tejido fuerte y flexible responsable del sostén de los tallos y ramas en crecimiento. Tiene células alargadas en el plano longitudinal y poligonales en el plano perpendicular, con un citoplasma abundante de contorno circular.

El colénquima es el tejido periférico de pared celular gruesa teñido de azul. Fuente: flickr.com

Generalmente se localiza en los tejidos de los órganos jóvenes de las angiospermas dicotiledóneas. En plantas adultas es el tejido de soporte de los órganos que no desarrollan suficiente esclerénquima, como hojas y tallos en plantas herbáceas.

Se origina en el crecimiento primario de las plantas a partir de las células que forman parte del meristema fundamental. Así mismo, el colénquima asociado a los tejidos vasculares se forma a partir del procámbium, y en tejidos maduros se desarrolla a partir de células parenquimatosas.

Características

-El colénquima es un tejido activo caracterizado por un tipo particular de células denominadas colenquimáticas. Estas células presentan una pared celular primaria gruesa, firme y flexible, y se caracterizan por ser células vivas de crecimiento direccional hacia el eje central.

-Las células de pared celular primaria tienen la capacidad de crecer en grosor y elongación. Sumado a esto, el engrosamiento se realiza de manera diferencial, lo que proporciona mayor resistencia al esfuerzo mecánico y a la tensión superficial.

-La gran resistencia y flexibilidad de la pared celular está relacionada con el alto contenido de celulosa, hemicelulosa y pectinas.

-A pesar del grosor de las células colenquimáticas, estas tienen la particularidad de restituir la actividad meristemática durante el crecimiento de la planta.

-El colénquima es un tejido vivo en continua transformación, por lo que a veces es difícil diferenciar entre colénquima y parénquima.

-Se desarrolla en la mayoría de las dicotiledóneas, pero es poco común en las monocotiledóneas.

-Las células colenquimáticas generalmente no presentan cloroplastos. No obstante, es un tejido trasparente que permite el paso de luz a los órganos fotosintéticos que rodea, como tallos, ramas, hojas o peciolos.

Corte longitudinal de tallo de Cucurbita maxima donde se aprecia el colénquima teñido de azul bajo la epidermis. Fuente: flickr.com

-Se trata de un tejido de sostén que interviene en el crecimiento de tallos de tipo herbáceo y plantas semi leñosas, así como también de ramas, hojas y órganos florales de plantas herbáceas con incipiente crecimiento secundario.

-Con relación a los tallos y peciolos, se ubica en posición periférica, exactamente debajo de la epidermis, donde ejerce su función de sostén. En este caso forma un cilindro o haz continuo, y en algunas ocasiones despliega bandas discontinuas.

Ubicación

El colénquima presenta una ubicación subepidérmica debajo del tejido epidérmico, algunas veces separado por una o dos hileras de células. A la altura de los tallos forma un tejido continuo alrededor de la estructura, o en forma de listones que muchas veces son visibles.

En cuanto a los peciolos, cubre completamente la estructura o forma bandas de sostén de alta resistencia. En las nervaduras foliares se presenta en el haz y el envés, así como a lo largo del borde del limbo foliar.

También se localiza en flores, inflorescencias y frutos. De hecho, diversos frutos comestibles de corteza blanda y pulpa suculenta —como las uvas o ciruelas— poseen células colenquimáticas: son la fracción que se come como uvas pasas o ciruelas secas.

Es un tejido poco extenso, ya que normalmente no se localiza en las raíces con excepción de las raíces aéreas. Así mismo, no se localiza en tejidos de crecimiento secundario o tejidos maduros, en donde es reemplazado por el esclerénquima.

Alrededor del xilema y floema de los tejidos vasculares de tallos y peciolos se despliega un tejido de sostén denominado parénquima colenquimatoso. A pesar de que se localiza en una zona no periférica, ejerce la función de soporte de los haces vasculares, por lo que también se denomina colénquima perivascular.

Estructura

Las células colenquimáticas regularmente son fusiformes, prismáticas o alargadas, y poligonales en el ámbito transversal; llegan a alcanzar una longitud de 2 mm. Estas células disponen de protoplasto con una vacuola de gran volumen, alto contenido de agua, taninos y algunas veces cloroplastos.

La pared celular engrosada está constituida por celulosa, pectina y hemicelulosa; sin embargo, carece de lignina. El engrosamiento de las paredes celulares se distribuye de forma irregular y es un criterio de clasificación de los tipos de colénquima.

En el ámbito celular, la pared de las células presenta estratificaciones con diversas capas de microfibrillas de distinta composición y disposición. Las capas con alto contenido de pécticos presentan microfibrillas longitudinales en las zonas engrosadas de la pared y microfibrillas transversales en las capas con celulosa.

El crecimiento de la pared primaria es un proceso muy complejo, ya que sucede simultáneamente a la elongación celular. La pared celular se agranda tanto en superficie como en espesor, siguiendo la teoría del crecimiento ácido de la elongación celular.

Tipos

La tipología del colénquima está determinada por el engrosamiento de las paredes celulares constitutivas. Tomando esto en cuenta, se han determinado cinco tipos de colénquimas: angular, anular, laminar, lagunar y radial.

Angular

El engrosamiento de la pared celular se presenta en el ángulo de concentración de varias células, limitando los espacios intercelulares. El engrosamiento del colénquima se ubica en forma de tirantes a lo largo del órgano, otorgándole así mayor firmeza.

Colénquima angular en Hedera hélix. Fuente: mmegias.webs.uvigo.es

Anular

Este colénquima se caracteriza porque el grosor de las paredes celulares es parejo alrededor de toda la célula. También es común la presencia de espacios intercelulares dispersos.

Laminar

En este caso el engrosamiento de la pared celular se presenta en las paredes adyacentes internas y externas a la superficie del órgano. A pesar de que el colénquima se localiza en tejidos de crecimiento primario, el laminar se presenta en tallos de crecimiento secundario.

Colénquima laminar en el tallo de Sambucus sp. Fuente: mmegias.webs.uvigo.es

Lagunar

Es similar al colénquima angular, en el que el engrosamiento de la pared celular es más amplio en el sitio en donde convergen más de tres células. No obstante, el engrosamiento no cubre totalmente los espacios intercelulares y se observan espacios libres entre células adyacentes.

Radial

En algunas especies de la familia Cactaceae se presenta a nivel subepidérmico una capa de células colenquimáticas cortas de gruesas paredes radiales. Se trata de una adaptación que permite la penetración de luz hacia los tejidos fotosintéticos.

Funciones

El colénquima es un tejido celular que tiene como función primordial el soporte de la planta. En efecto, es el tejido de sostén de los órganos que están creciendo; a la par de ser un tejido vivo, tiene la capacidad de crecer simultáneamente con la planta.

Así mismo, cumple una función estructural en aquellas ramas adultas que presentan un limitado desarrollo del esclerénquima, como en hojas y tallos, en los que aporta plasticidad y resistencia a la tracción ocasionada por el viento o por la acción mecánica.

Referencias

  1. Colénquima (2002) Morfología de Plantas Vasculares. Tema 11º. Hipertextos de Botánica Morfológica. 17 pp. Recuperado en: biologia.edu.ar
  2. Colénquima (2018) Wikipedia, La enciclopedia libre. Recuperado en: wikipedia.org
  3. González Gallo Blanca (1993) Nociones Preliminares para Practicas de Histología. Editorial Complutense. ISBN 84-7491-475-2
  4. Leroux O. (2012) Collenchyma: a versatile mechanical tissue with dynamic cell walls. Annals of botany. 110: 1083-1098.
  5. Megías Manuel, Molist Pilar & Pombal Manuel A. (2017) Tejidos Vegetales: Sostén. Atlas de Histología Vegetal y Animal. Facultad de Biología. Universidad de Vigo. 14 pp.
  6. Morales Vargas Susana Gabriela (2014) Tejidos Vegetales. Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo. Recuperado en: uaeh.edu.mx
COMPARTIR
TSU en Agronomía, Ingeniero Agrónomo, MsC, Diplomado en Docencia, Content Curator, Promotor/Asesor de RRSS, con visión conservacionista y convencido de que la educación es la semilla del progreso de la sociedad...

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here