¿Por qué los Componentes Químicos de las Drogas Causan Adicción?

Los componentes químicos de las drogas causan adicción por sus efectos en el sistema nervioso. En general, estos producen una sensación de placer a la cual el cuerpo se habitúa y se vuelve adicto, necesitando repetir la experiencia con regularidad.

Se habla de adicción cuando el sujeto llega a un estado de total dependencia de las sustancias consumidas. Su cuerpo y su mente se han acostumbrado a estas y las reclama violentamente.

Aunque algunos expertos distinguen entre las que causan adicción física y las que generan dependencia psicosocial, otros discrepan y las ponen al mismo nivel.

Causas de la adicción

La principal razón por la que las drogas tienen un efecto adictivo es porque los elementos químicos que las componen consiguen liberar sustancias que estimulan el centro de placer del cerebro.

De esta forma, interfieren en los mensajes emitidos por los neurotransmisores (presentes en el sistema nervioso) y acaban en el cerebro.

Este efecto hace que, mientras los primeros usos de una droga son voluntarios, a partir de cierto momento los cambios cerebrales los conviertan en una adicción.

Drogas blandas y duras

Aunque entre los expertos hay diferencias de opiniones, tradicionalmente se ha establecido una división entre las llamadas drogas blandas, como el hachís o la marihuana; y las duras, como la cocaína o la heroína.

Las primeras se supone que generan una adicción mental, llamada también psicosocial. Se afirma que tienen menores efectos físicos y que son más sencillas de abandonar.

Las duras, sin embargo, son capaces de enganchar al adicto tanto mental como físicamente, transformando su comportamiento y deteriorando su salud más rápidamente.

Existe otros grupos de expertos que considera esta división errónea y sin criterio científico. Para ellos, todas las drogas deberían considerarse igual de peligrosas y adictivas.

Tipos de componentes adictivos

Narcóticos

El caso de los narcóticos es bastante curioso. Son un tipo de droga muy usado como medicamento, ya que es capaz de aliviar el dolor o de ayudar a conciliar el sueño.

Sin embargo, son altamente adictivos y se calcula que, por ejemplo, en Estados Unidos son los causantes del mayor número de adicciones. Además, requieren dosis cada vez mayores para conseguir los mismos efectos.

Químicamente son derivados del opio y, aparte de los efectos ya señalados, producen alteraciones del humor y del comportamiento. Actúan modificando el sistema nervioso central, como un analgésico.

Estimulantes

Como es fácil de suponer, este tipo de productos estimula toda la actividad cerebral.

Producen un aumento de dopamina, lo que ocasiona una gran sensación de euforia entre los consumidores. Por otra parte, producen una disminución del cansancio y de la sensación de sueño.

La dopamina ejerce su efecto sobre los terminales nerviosos del cuerpo, produciendo esa sensación de bienestar y felicidad momentánea.

Dentro de esta clase de drogas se encuentra la cocaína, ciertos alucinógenos y las anfetaminas, entre otras.

Referencias 

  1. Pineda-Ortiz, J., Torrecilla-Sesma, M. Mecanismos neurobiológicos de la adicción a drogas. Recuperado de elsevier.es
  2. National Institute on Drug Abuse. Drugs, Brains, and Behavior: The Science of Addiction. Obtenido de drugabuse.gov
  3. Wellcome Collection. Drugs and the brain: A quick guide to brain chemistry. Obtenido de wellcomecollection.org 
  4. Withdrawal. (20 de mayo de 2016). Obtenido de addictions and recovery.
  5. Infosalus. ¿Cómo afectan las drogas a nuestro organismo?. Recuperado de infosalus.com
COMPARTIR

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here