100 Frases del Dalai Lama sobre el Amor, Optimismo y Vida

Te dejo las mejores frases del Dalai Lama sobre el amor, el perdón, trabajo, optimismo y la vida. El Dalai Lama es el líder religioso espiritual del budismo tibetano y una de las personas más famosas e influyentes del mundo.

Actualmente Tenzin Gyatso es el líder que ostenta este cargo, siendo el décimo cuarto, desde que fue creado por Altan Khan en 1578. Debido a las revueltas y la presión de la República de China, que no acepta la soberanía del Tíbet, el Dalai Lama se trasladó a la India, donde gobierna desde el exilio.

Te pueden interesar también estas frases zen o estas sobre el karma.

-El verdadero propósito de la vida es buscar la felicidad.

-Si quieres que otros sean felices, practica la compasión. Si quieres ser feliz, practica la compasión.

-Abre tus brazos al cambio pero no dejes de lado tus valores.

-Una mente más compasiva, más preocupada por el bienestar de otros, es la fuente de la felicidad.

-Cuando te des cuenta de que has cometido un error, toma pasos inmediatos para corregirlos.

-La felicidad no es algo ya hecho. Viene de tus propias acciones.

-Sé amable siempre que sea posible. Siempre es posible.

-Para llevar a cabo una acción positiva, debemos desarrollar una visión positiva.

-Dormir es la mejor meditación.

-El amor es la ausencia de juicio.

-Una mente disciplinada guía a la felicidad, y una mente indisciplinada guía al sufrimiento.

-Dale a tus seres queridos alas para volar, raíces para volver y razones para quedarse.

-El amor y la compasión son necesidades, no lujos. Sin ellos la humanidad no puede sobrevivir.

-En la práctica de la tolerancia, el enemigo de uno es el mejor maestro.

-Recuerda que a veces, no conseguir lo que quieres, es un maravilloso golpe de suerte.

-Una falta de transparencia resulta en desconfianza y un profundo sentido de inseguridad.

-Ten en cuenta que el gran amor y el gran logro implican grandes riesgos.

-El hogar es donde te sientes como en en tu casa y te tratan bien.

-Juzga tu éxito por lo que tuviste que renunciar para conseguirlo.

-Conoce bien las reglas, para poder romperlas de forma efectiva.

-Todo sufrimiento es causado por la ignorancia. La gente inflige dolor a otros en la búsqueda egoísta de su propia felicidad o satisfacción.

-Si crees que eres demasiado pequeño para marcar una diferencia, intenta dormir con un mosquito.

-Con la realización del propio potencial y confianza en la propia habilidad, uno puede construir un mundo mejor.

-No podemos obtener la paz en el mundo exterior hasta que hacemos la paz con nosotros mismos.

-La gente toma diferentes caminos buscando la realización y la felicidad. Solo porque no están en tu camino no significa que se han perdido.

-Una mente calmada trae fortaleza interna y autoestima, eso es muy importante para la salud mental.

-Nuestro propósito principal en esta vida es ayudar a otros. Y si no puedes ayudarles, al menos no les hagas daño.

-Algunas personas, gracias a que controlan su mente, apenas se perturban por el fracaso y las circunstancias adversas.

-Si no hay solución al problema, no malgastes tiempo preocupándote por él. Si hay una solución al problema, no malgastes tiempo preocupándote por él.

-Solo hay dos días en el año en los que no se puede hacer nada. Uno se llama ayer y el otro se llama mañana. Hoy es el día correcto para amar, creer, hacer y vivir.

-Incluso un animal, si muestras afecto genuino, desarrolla la confianza gradualmente. Si siempre muestras malas caras ¿cómo puedes desarrollar la amistad?

-Esta es mi simple religión. No hay necesidad para templos: no hay necesidad para filosofía complicada. Nuestro propio cerebro, nuestro propio corazón es nuestro templo; la filosofía es la amabilidad.

-Cuando conocemos la tragedia real en la vida, podemos reaccionar de dos formas; perdiendo la esperanza y cayendo en hábitos autodestructivos o desafiándonos y encontrando nuestra fortaleza interna.

-Cuando practicas el agradecimiento, hay un sentido de respeto hacia los demás.

-Solo el desarrollo de la compasión y el entendimiento de otros nos pueden traer la tranquilidad y la felicidad que buscamos.

-Podemos vivir sin religión y meditación, pero no podemos sobrevivir sin afecto humano.

-La mejor manera para resolver cualquier problema en el mundo es que todas las partes se sienten y hablen.

-Todas las religiones intentan beneficiar a la gente, con los mismos mensaje básicos de la necesidad de amor y compasión, de justicia y honestidad, de alegría.

-Encuentro esperanza en el más oscuro de los días, y me centro en el más brillante. No juzgo el universo.

-Derroto a mis enemigos cuando los hago mis amigos.

-No es suficiente ser compasivo, debemos actuar.

-La paz mundial debe desarrollarse desde la paz interior. La paz no es solo la mera ausencia de violencia. La paz es la manifestación de la compasión humana.

-Mi religión es muy simple. Mi religión es la amabilidad.

-Incluso cuando tenemos obstáculos físicos, podemos ser muy felices.

-La acción de alguien no debería determinar tu respuesta.

-Si alguien tiene una pistola e intenta matarte, sería razonable disparar con tu propia arma.

-La comodidad física no puede someter al sufrimiento mental, y si miramos cerca, podemos ver que aquellos que tienen muchas posesiones no necesariamente son felices. De hecho, ser rico conlleva a menudo más ansiedad.

-Comparte tu conocimiento. Es una forma de conseguir la inmortalidad.

-La máxima autoridad debe recaer siempre en la propia razón y en el análisis crítico.

-El silencio es a veces la mejor respuesta.

-Un corazón abierto es una mente abierta.

-Recuerda que la mejor relación es aquella en la que el amor por cada uno excede la necesidad por el otro.

-El amor y la compasión son necesidades, no lujos. Sin ellos, la humanidad no puede sobrevivir.

-Creas o no uno en la religión, y creas o no en la reencarnación, no hay nadie que no aprecie la amabilidad y la compasión.

-Es necesario ayudar a otros, no solo en nuestras oraciones, sino en nuestras vidas diarias. Si encontramos que no podemos ayudar a otros, lo menos que podemos hacer es no hacerles daño.

-Elige ser optimista. Se siente mejor.

-Para volverse prospero, se debe trabajar inicialmente muy duro, por lo que es necesario sacrificar mucho tiempo libre.

-Es muy importante generar una buena actitud, un buen corazón, tanto como sea posible. Desde esto, la felicidad a corto y largo plazo llegará a ti y a otros.

-Lo llames budismo u otra religión, la autodisciplina es importante. La autodisciplina con consciencia de consecuencias.

-Tengo confianza en que pondré pie de nuevo en el Tibet en mi vida.

-Solo soy un ser humano.

-Cuando la ignorancia es nuestro maestro, no hay posibilidad de paz real.

-Las criaturas que habitan esta tierra -los seres humanos o animales- están aquí para contribuir, cada una de su forma particular, a la belleza y prosperidad del mundo.

-A veces uno crea una impresión dinámica al decir algo, y a veces uno crea una impresión significativa al permanecer en silencio.

-La gente de mente abierta tienden a estar interesadas en el budismo porque Buda instó a la gente a investigar las cosas, no los ordenó a creer.

-Todos tenemos que vivir juntos, para también poder vivir juntos felizmente.

-Mi fe me ayuda a superar emociones negativas y encontrar mi equilibrio.

-La forma de cambiar la mente de otros es con afecto y no con odio.

-No dejes que el comportamiento de otros destruya tu paz interna.

-Hoy diferentes grupos étnicos y diferentes naciones se unen debido al sentido común.

-El verdadero héroe es aquel que conquista su propia ira y odio.

-Mi deseo de delegar la autoridad no tiene nada que ver con el deseo de eludir la responsabilidad.

-La apariencia es algo absoluto, pero la realidad no los es. Todo es interdependiente, no absoluto.

-Me considero como un portavoz libre para las personas.

-Creo que los gobiernos no pueden hacer mucho.

-Lo que hacemos y lo que pensamos en nuestra vida adquiere una importancia extraordinaria, puesto que afecta todo aquello con lo que nos relacionamos.

-En la mayoría de los casos, mis visitas a occidente son para promocionar los valores humanos y la armonía religiosa.

-Mi meta es crear una sociedad feliz con amistad genuina. La amistad entre la gente tibetana y china es esencial.

-De 6 mil millones de seres humanos, los alborotadores son sólo un puñado.

-Una verdadera actitud compasiva hacia otros no cambia incluso si se comportan de forma negativa o te hacen daño.

-Si tienes una fe particular o religión, eso esta bien. Pero puedes sobrevivir sin ella.

-Hay técnicas del budismo, como la meditación, que cualquier persona puede adoptar.

-El desacuerdo es algo normal.

-El éxito y el fracaso dependen de la sabiduría y la inteligencia, que nunca pueden funcionar apropiadamente bajo la influencia de la ira.

-Si asumimos una actitud de humildad, crecerán nuestras cualidades.

-Cuando pierdas, no pierdas la lección.

-Practicar la meditación. Es algo fundamental. Una vez que se disfruta, ya no se puede abandonar, y los beneficios son inmediatos.

-Si alguna vez no te dan la sonrisa esperada, sé generoso y da la tuya. Porque nadie tiene tanta necesidad de una sonrisa, como aquel que no sabe sonreír a los demás.

-Si nuestra mente se ve dominada por el enojo, desperdiciaremos la mejor parte del cerebro humano; la sabiduría, la capacidad de discernir y decidir lo que está bien o mal.

-Estoy convencido de que al final siempre prevalecerá la verdad y el amor entre los hombres sobre la violencia y la opresión.

-Es mucho mejor hacer amigos, comprenderse mutuamente y hacer un esfuerzo para servir a la humanidad, antes de criticar y destruir.

-Cuando uno es generoso, con la intención de recibir algo a cambio o de obtener una buena reputación o de ser aceptado, entonces no está actuando como un ser iluminado.

-La sabiduría es como una flecha. La mente serena es el arco que la dispara.

-El resultado de sólo centrarse en sí mismo es el sufrimiento.

-Mira cada situación desde todos los ángulos y te convertirás en alguien más abierto.

-Cuando estás descontento siempre quieres más y más. Tu deseo de lo material nunca podrá ser satisfecho.

-Cuando practicas vivir contento puedes llegar al punto de decir “sí, ya tengo todo lo que necesito”.

-Si algunas personas tienen la concepción de que el Dalai Lama tiene poderes mágicos curativos, eso es simplemente una estupidez.

-Me describo a mí mismo como un simple monje budista. No más, no menos.

-Por la falta de moral y principios, la vida humana pierde su valor. Moral, principios, confianza; todos son factores clave. Si los perdemos, no habrá futuro.

-Siempre he tenido esta visión sobre el sistema educativo moderno: prestamos atención al desarrollo del cerebro, pero el desarrollo del calor humano lo damos por sentado.

-Incluso aquellas personas que no tienen religión pueden entrenar sus corazones a través de la educación.

-La conversión no es mi intención. Cambiar de religión no es fácil. Debes primero desarrollar algún tipo de confusión o superar dificultades.

-La autoridad definitiva debe estar siempre acompañada por la razón y autocrítica del individuo que la ostenta.

-Lógicamente, la armonía debe venir del corazón. Armonía basada mayormente en la confianza, tan pronto como se usa la fuerza, se crea el miedo.

-Cuando enfrentamos una verdadera tragedia en la vida, podemos reaccionar de dos formas: perder la esperanza y caer en hábitos autodestructivos o aprovechar el desafío y conseguir nuestra verdadera fuerza interior.

-Las raíces de todo bien yacen en el hecho de apreciar el bien en sí mismo.

-Si puedes, ayuda a otros; sino, entonces al menos no le hagas daño a nadie.

-Hay un antiguo proverbio tibetano: La tragedia debería ser utilizada como una fuente de fortaleza. Sin importar las dificultades, lo doloroso que sea la experiencia, si perdemos la esperanza, entonces será un verdadero desastre.

-Cada día, piensa mientras te despiertas “Hoy soy afortunado porque estoy vivo. Tengo una preciosa vida humana y no la voy a desperdiciar”.

-Emplearé toda mi energía en desarrollarme a mí mismo, para expandir mi corazón hacia los otros, para alcanzar la iluminación en beneficio de todos los seres.

-Tendré pensamientos amables hacia los demás. No me voy a enojar ni voy a pensar mal de los otros. Me beneficiaré de las demás personas tanto como pueda.

-Si no puedes cultivar la actitud adecuada, tus enemigos son los mejores guías espirituales, porque su presencia te proporciona la oportunidad de afianzar y desarrollar la tolerancia, la paciencia y la comprensión.

-Mira a los niños. Desde luego, también pelean entre ellos. Pero en general, no guardan rencor tanto como lo hacen los adultos.

-La mayoría de los adultos aventajan a los niños en cuanto a educación se refiere. Pero ¿cuál es el sentido de la educación si lo único que hacen es mostrar una sonrisa mientras que esconden el rencor?

-Sólo hay un punto importante que debes tener en mente y dejar que te guíe. Sin importar lo que las personas digan de ti, tú eres quien tú eres. Guarda esta verdad.

-Tienes que preguntarte cómo quieres vivir tu vida.

-Vivimos y morimos, esa es la verdad que debemos enfrentar por nuestra cuenta. Nadie puede ayudarnos. Ni siquiera Buda.

-Piensa con calma, ¿qué evita vivir en el modo en el que quieres vivir tu vida?

-Creo que la compasión es una de las cosas que pueden ser practicadas y que traen felicidad inmediata y a largo plazo. No hablo de gratificación a corto plazo, sino de algo que trae felicidad verdadera y duradera, del tipo que se queda.

-Nunca te rindas, sin importar lo que esté pasando, nunca te rindas.

-Sé compasivo, no sólo con tus amigos sino con toda las personas. Sé compasivo.

-Trabaja por la paz en tu corazón y en el mundo.

-Mientras más motivado estés por el amor, tendrás menos miedo y mayor libertad de acción.

-Los tiempos difíciles construyen determinación y fuerza interior. A través de ellos, podemos entender lo inútil de la ira.

-En lugar de molestarte, quiere a las personas que te dan problemas, porque crean circunstancias que nos proporcionan oportunidades invaluables para practicar la tolerancia y la paciencia.

-Si sólo pensamos en nosotros mismos, nos olvidamos de las personas, entonces nuestras mentes ocupan un espacio reducido.

-En los espacios reducidos, los problemas más pequeños parecen grandes.

-Cuando nos preocupamos por los demás, nos damos cuenta de que, al igual que nosotros, sólo están buscando ser felices.

-Cuando te preocupas por los demás, tu mente se expande automáticamente. En ese punto, tus problemas, incluso los que son grandes, pasan a ser insignificantes.

-Si piensas sólo en ti mismo, en tu propia felicidad, el resultado es menos felicidad. Te vuelves más ansioso y más miedoso.

-La paz no es la ausencia de conflictos. Las diferencias siempre estarán ahí. La paz es resolver las diferencias a través de medios pacíficos; a través del diálogo, la educación, el conocimiento; y a través de las vías humanitarias.

-Un buen amigo que señala los errores y las imperfecciones a la vez que rechaza el mal debe ser respetado como alguien que revela el secreto de un tesoro escondido.

-Si tienes algún dolor o sufrimiento, debes preguntarte si hay algo que puedas hacer por ello.

-La compasión es el radicalismo de nuestra era.

-Para mí, el amor y la compasión son las religiones verdaderas. Sin embargo, para desarrollarlas, no tenemos que creer en ninguna religión.

-Podemos rechazar todo lo demás: religión, ideología, la sabiduría adquirida, pero no podemos escapar de la necesidad de amor y de compasión. Esta es mi verdadera religión, mi verdadera fe.

-El amor por los demás y el respeto por sus derechos y dignidad, sin importar lo que sean. En última instancia, esto es todo lo que necesitamos.

-Sin importar si creemos en Buda o en Dios, si somos de otra religión o no somos de ninguna. Siempre y cuando tengamos compasión por los otros y actuemos con responsabilidad, seremos felices sin lugar a duda.

-Ayudar a los que están sufriendo y nunca considerarnos superiores a los demás. Incluso si este consejo parece muy simple, esfuérzate por descubrir si podrás ser feliz siguiéndolo.

-El cambio verdadero viene de dentro. Deja lo de afuera como está.

-Si los análisis científicos demostrasen que algunas de las alegaciones del budismo son falsas, entonces tendríamos que aceptar los descubrimientos científicos y abandonar esos alegatos.

-Durante la adversidad existe el potencial más grande para hacer el bien, tanto para uno mismo como para los demás.

-Como todos compartimos el planeta Tierra, tenemos que aprender a vivir en armonía y paz con nosotros y con la naturaleza. No es sólo un sueño sino una necesidad.

-El propósito de las tradiciones religiosas más grandes no es construir grandes templos en el exterior, sino crear templos de bondad y de compasión en el interior, en nuestros corazones.

-Somos visitantes en este planeta. Estamos aquí por cien años como mucho. En este período, debemos intentar hacer algo bueno, algo útil con nuestras vidas.

-Si contribuyes a la felicidad de los demás, entonces habrás descubierto el verdadero significado de la vida.

-Sin importar si somos creyentes o agnósticos, si creemos en Dios o en el karma, la ética moral es un código que todas las personas son capaces de seguir.

-Habrá consecuencias negativas si los políticos y los mandatarios olvidan sus principios morales. Creamos en Dios o en el karma, la ética es la base de todas las religiones.

-Cuando estamos motivados por la compasión y sabiduría, los resultados de nuestras acciones benefician a todos, no solo a nuestro yo individual o alguna conveniencia inmediata. Cuando somos capaces de reconocer y perdonar las acciones inmediatas del pasado, ganamos fortaleza para resolver problemas del presente constructivamente.

-La paz interior es la clave; si tienes paz interior, los problemas externos no afectan tu profundo sentido de paz y tranquilidad. Sin esta paz interior, no importa lo cómoda que sea tu vida materialmente, puede que sigas preocupado, molesto o infeliz por tus circunstancias.

-Considero una sonrisa como algo único en un ser humano. Una sonrisa es también una poderosa comunicación. Una sonrisa sincera es la expresión perfecta del amor y la compasión humanas.

-La ira nace del temor, y éste de un sentimiento de debilidad o inferioridad. Si posees coraje o determinación, tendrás cada vez menos temor y en consecuencia te sentirá menos frustrado y enojado.

-Se dice que nuestro enemigo es nuestro mejor maestro. Al estar con un maestro, podemos aprender la importancia de la paciencia, el control y la tolerancia, pero no tenemos oportunidad real de practicarla. La verdadera práctica surge al encontrarnos con un enemigo.

-Para crear paz interior, lo más importante es la práctica de la compasión y el amor, la compresión y el respeto por los seres humanos. Los más poderosos obstáculos para ello son la ira y el odio, el temor y el recelo. De modo que, mientras la gente habla de desarme en el mundo entero, cierto tipo de desarme interno es prioritario.

-Los viejos amigos mueren, los nuevos aparecen, al igual que los días. Un viejo día pasa, un nuevo día llega. Lo importante es hacer que signifiquen algo: un amigo significativo o un día significativo.

-La comodidad física no puede sobreponerse al sufrimiento espiritual y, si miramos de cerca, nos daremos cuenta de que aquellos que tienen muchas posesiones no son realmente felices.

-Hoy, más que nunca, la vida debe caracterizarse por un sentido de responsabilidad universal. No solo nación a nación y ser humano a ser humano, también desde el ser humano hacia las otras formas de vida.

COMPARTIR
Licenciado en Psicología, Máster en Recursos Humanos y excolaborador de la Universidad de Sevilla. Amante de la lectura y del conocimiento en general. Redactor en otras webs, como Entrepreneur: https://www.entrepreneur.com/author/alberto-rubin-martin

4 Comentarios

  1. Son pensamientos con una maravillosamente fuertes y llenos de verdad, gracias a Dios, al universo por la existencia de estos seres de luz

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here