Historia de los robots: desde el primero hasta la actualidad

La historia de los robots comenzó mucho antes de lo que se suele pensar; desde la Grecia antigua, los más reconocidos filósofos empezaron a asomar la posibilidad de crear artefactos o artilugios que sustituyeran el trabajo humano, específicamente en aquellas actividades relacionadas con la limpieza de fincas y el cultivo de los alimentos.

El maestro Leonardo da Vinci también había realizado teorías y tratados sobre la posibilidad de la existencia de estas máquinas. El primer nombre que se le otorgó a lo que hoy en día se conoce como robots fue “humanoide”, debido a que estaban inspirados en la forma humana.

historia-de-los-robots

Otro término necesario para comprender el inicio de los robots y de la disciplina robótica es “autómata”, que en griego quiere decir “con movimiento propio” o “espontáneo”. Esta palabra define una máquina cuyo fin es imitar no solo movimientos, sino también la figura de un ser animado; esta puede tener similitudes con la forma humana o con otro ser vivo.

Se considera que da Vinci diseñó dos autómatas durante su carrera artística e inventora: el primero consistía en una especie de soldado constituido por una armadura; tenía la facultad de moverse y de sentarse por sí solo. El otro autómata, de diseño más complejo, era una especie de león que iba a ser usado por el rey para establecer sus tratados de paz.

Modelo del robot de da Vinci basado en sus diseños

En cuanto al término “robot”, fue acuñado de la palabra checoslovaca robota, que quiere decir “trabajo forzado”. La primera vez que apareció esta definición fue en una novela titulada R.U.R., escrita por el escritor de nacionalidad checa Karl Capek.

Esta obra fue publicada en 1920, y su trama está desarrollada en torno a la existencia de máquinas que son muy similares al hombre y que tienen la capacidad de realizar trabajos difíciles e incluso peligrosos; al final del texto los robots terminan por conquistar los espacios humanos, dominando también al hombre.

A pesar de que la ficción se ha encargado de crear prejuicios acerca de las máquinas —ya sea dentro de la literatura o en la industria cinematográfica—, muchos científicos y estudiosos apuestan por la robótica, pues uno de sus objetivos principales es facilitar los trabajos humanos, especialmente aquellos que resultan más enajenantes y tediosos.

La historia de los robots

Desde los griegos hasta Descartes

No solo los griegos y los renacentistas se interesaron en la creación de este tipo de máquinas. Personalidades como Newton y Descartes también tuvieron la idea de que, por medio de una máquina, sería posible la liberación del hombre de la rutina y de sus actividades monótonas.

Estos científicos consideraban que la máquina ideal lograría encargarse de solucionar problemas matemáticos, pues argumentaban que el hombre, por ser una criatura creativa y universal, no debía tener la tarea de esclavizarse en la solución repetitiva y metódica de problemas matemáticos.

Como consecuencia, eventualmente el hombre lograría utilizar de mejor manera su potencial intelectual, desligándose de la necesidad de encontrar tales soluciones.

Es probable que el ideal de estos estudiosos haya sido el que se ha materializado con las computadoras actuales, pues estas tienen la capacidad de solventar problemas matemáticos de esa índole.

La familia del relojero

Algunos historiadores y cronistas consideran que esta clase de aparatos surgieron en el siglo XVI —aunque otros aseguran que los orígenes de estas máquinas son mucho más antiguos—, específicamente durante la corte de Luis XV de Francia.

Se cuenta que en aquel momento un famoso relojero había perdido a toda su familia, por lo que este tomó la decisión de reemplazarla a partir de la creación de muñecos mecánicos que funcionaban gracias a un sistema de engranajes (al igual que un reloj), pero mucho más complicado y elaborado.

Estas máquinas causaron un gran impacto en la Francia del momento, por lo que el rey Luis XV decidió encargarle al relojero algunos de estos dispositivos; sin embargo, la finalidad de dichos muñecos consistía en el mero entretenimiento, por lo que estos primeros robots fueron solo ornamentales.

Tras esto, la siguiente referencia histórica sobre mecanismos de este tipo se dio en el transcurso de la Revolución Industrial, cuando comenzaron a aparecer diferentes maquinarias que cambiaron por completo el rumbo de la economía y de los sistemas laborales.

El primer robot industrial

Gracias al uso de engranajes y a las máquinas de vapor, fue posible llevar a cabo la automatización de las actividades productivas. Se puede establecer el nacimiento de los robots en ese entonces, bajo una concepción industrial.

De hecho, una de las primeras definiciones de este tipo de artefactos consistía en una máquina que tiene la capacidad de realizar diferentes actividades de manera reiterativa, sin necesidad de ser supervisada por el ojo humano.

Inquietud laboral

Cuando surgieron las maquinarias industriales hubo una fuerte modificación en el ámbito social, lo que trajo tanto aspectos positivos como aspectos negativos; al ser sustituido el hombre por la máquina, cientos de personas perdieron su empleo, sobre todo en el área de la industria textil.

Por esta razón todavía se mantiene latente una preocupación con respecto al desplazamiento del hombre por la máquina. Sin embargo, estas máquinas requirieron de un mantenimiento especial, ya que sus sistemas eran muy primitivos. Cuando empezaron a averiarse, las industrias tuvieron que volver a contratar personal.

Esto demuestra que, a pesar de los avances tecnológicos, la presencia humana siempre será elemental para el correcto desarrollo de las empresas, pues las maquinarias necesitan de un constante escaneo y de varias revisiones.

Por lo tanto, es posible que se vayan creando nuevos trabajos para los seres humanos en la medida en que vayan apareciendo nuevos robots.

Surgimiento de la computación

Con el desarrollo de la computación se ha logrado implementar nuevos sistemas que mejoran la calidad de la disciplina robótica. Durante la década de los 60 se abrió un espacio de creación y de innovación, lo que también permitió la ampliación de empleos para los robots dentro de la vida diaria.

La aparición de los brazos mecánicos

Gracias al desarrollo de la tecnología se logró fabricar una serie de maquinarias con mayor grado de movilidad a través de mecanismos más complejos. Por lo tanto, se amplió el rango de potencia y se logró reducir el consumo energético.

A partir de este momento se pudo controlar a los robots mediante el uso de las computadoras, lo que trajo como consecuencia la aparición de los brazos mecánicos, que accionan gracias a impulsos eléctricos que han sido anteriormente codificados.

Debido a la aparición de esta maquinaria mucho más compleja, surgió una nueva definición para los robots.

En la actualidad un robot se puede definir como una unión de sistemas con elementos electrónicos y mecánicos que pueden interactuar entre sí, lo que permite realizar una tarea específica; esta actividad se asigna y se controla desde una computadora.

La influencia de George Devol

Teniendo en cuenta estas características, se puede establecer que el primer robot industrial propiamente dicho surgió con George Devol, un inventor de nacionalidad estadounidense a quien se le atribuye la creación de este primer robot.

El objetivo de Devol era fabricar una máquina que pudiera ser flexible y que se adaptara al entorno; además, era primordial que fuese de fácil manejo. En 1948 este inventor patentó un manipulador programable, que más tarde fue considerado como el primer robot industrial.

Devol, junto con su socio Joseph Engelberger, decidió fundar la primera compañía que fabricara robots. Esta se llamó Consolidated Controls Corporation, y comenzó a funcionar en 1956. Posteriormente, el nombre de la compañía se modificó a Unimation.

George Devol

Fue entonces cuando surgió el primer brazo robótico, al cual llamaron Unimate. Esta máquina pesaba de 1800 kg y su función consistía en levantar y conglomerar una pila de enormes piezas de metal caliente.

Los robots en la actualidad

Actualmente no existe un solo tipo de robot, sino que se puede encontrar una amplia gama de máquinas cuyos fines no son solo industriales, sino que también tienen el objetivo de mejorar la calidad de vida humana en los aspectos más cotidianos.

En 1969 el término de robot o robótica fue ampliado hacia la mecatrónica, que se refiere a una integración de la ingeniería mecánica con la ingeniería electrónica y artificial.

El invento más relevante en materia de robótica es la inclusión de la Inteligencia Artificial, cuyo objetivo es otorgarle a las máquinas la capacidad de responder a los diferentes estímulos.

En el siguiente apartado se pueden observar algunos de los robots más avanzados de la actualidad.

Autómatas con capacidad de razonamiento

En nuestros días podemos ver robots que tienen la capacidad de reaccionar a las particularidades del medio ambiente, así como también poseen sensores que le permiten relacionarse con su entorno y con los seres vivos. Esto permite que las actividades realizadas por los robots puedan desempeñarse con mayor eficiencia.

De igual forma, una de las metas que tiene la disciplina robótica para esta década consiste en que estas máquinas se asemejen cada vez más a los seres humanos en cuanto a la forma, retomando de este modo las ideas de los antiguos pensadores sobre el autómata.

Además, los científicos desean implementar capacidad de razonamiento y de cuestionamiento en dichos robots.

Imágenes

Robot Pepper, enfocado a la atención al cliente. Foto tomada en 2014. Tokumeigakarinoaoshima [CC0], from Wikimedia Commons
Robot humanoide Atlas, creado por DARPA y Boston Dynamics
Robot de Toyota. Chris 73, commons.wikimedia.org

Expo 2005, Nagakute (Aichi). Photo by Gnsin, white balance by Edokter, crop by Od1n [CC BY-SA 3.0 (http://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0/)], via Wikimedia Commons
Topio, diseñado para jugar al pin pong (Tokyo International Robot Exhibition, Nov 2009). Humanrobo [CC BY-SA 3.0 (https://creativecommons.org/licenses/by-sa/3.0)], from Wikimedia Commons

Referencias

  1. (S.A) (s.f.) Una historia sobre Robots. Recuperado el 18 de enero de 2019 de Instituto Giligaya: institutgiligaya.cat
  2. (S.A.) (s.f.) Orígenes y breve historia de los robots. Recuperado el 18 de enero de 2018 de Etitudela profesores: etitudela.com
  3. Córdova, F. (2002) La robótica, principio y evolución. Recuperado el 18 de enero de 2019 de Polibits: polibits.gelbukh.com
  4. Lara, V. (2017) Un día en la historia: el momento en que nacieron los robots. Recuperado el 18 de enero de 2019 de Hipertextual: hipertextual.com
  5. Martín, S. (2007) Historia de la robótica: de Arquitas de Tarento al Robot da Vinci. Recuperado el 18 de enero de 2019 de Scielo: scielo.isciii.es
COMPARTIR
Licenciada en Comunicación Social, mención Periodismo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here