Historicismo: Historia, Características y Representantes

El historicismo es una corriente de pensamiento que se basa en el estudio de la historia para comprender todos los asuntos humanos, sin excepción. Esta doctrina sostiene que es imposible tener una perspectiva que no tenga en cuento los hechos y eventos ocurridos, y que la realidad en la que vive el ser humano es solo el producto de la historia que le precede.

Para el historicismo el ser no es más que un proceso temporal y mutable, por lo que la razón y el intelecto no pueden realmente comprenderlo. Por lo tanto, se basa en la historia para explicar la realidad, siendo la filosofía la que profundiza en este devenir histórico con el fin de explicar y sistematizar el conocimiento.

Historicismo (filosofía)
Leopold von Ranke, representante del historicismo

Para los historicistas, la verdad de las cosas no es innata ni independiente del sujeto que las observa, sino más bien es el resultado de los valores, cultura y creencias relativas de cada época.

De esta forma, el historicismo propone una comprensión del hombre a través de un estudio del lugar de este en la historia y para la historia, y de la existencia humana con todas sus estructuras, ideologías y entidades.

Historia

El historicismo surge a mediados del siglo XIX en Alemania como respuesta de cierto grupo de pensadores ante las instituciones científicas y el ideal positivista, que tenían tanto auge en el momento.

El primer libro considerado como historicista es Historia de los pueblos romanos y germánicos (1494-1514) publicado en el año 1824 y escrito por Leopold Von Rake, quien estudia y examina dichos hechos históricos con un método que se dedica a explicar en el apéndice. Este método sería luego transmutado al método de análisis historicista.

Dichas figuras que dan inicio al movimiento historicista se basaban en que la historia no debe ser vista como distintas acciones llevadas a cabo durante eventos aislados, sino más bien como un conjunto, una totalidad que debía ser estudiada como tal.

El desarrollo del historicismo tomo lugar en todos los años que transcurrieron desde su primera concepción hasta el comienzo de la Segunda Guerra Mundial. El pionero en dicho campo fue Wilhelm Dilthey, quien se atrevió a diferenciar por primera vez las ciencias naturales de las ciencias del espíritu.

El historicismo comienza a tomar fuerza en manos de diversos pensadores, como Karl Popper, Georg Friedrich Puchta y Benedetto Croce. Estos se convencen de aplicar el método de análisis de dicha corriente no solo a la comprensión del ser, sino también a la teoría política, al derecho y, por supuesto, a la filosofía.

El historicismo sostiene que la filosofía debe ser parte de este y no viceversa, y que los filósofos tienen entonces que enfocarse en llevar a cabo exploraciones e investigaciones filosóficas a profundidad que sean de utilidad para el conocimiento y la comprensión del ser humano y su vida en el mundo.

Características del historicismo

Debido al hecho de que cada pensador crea sus propias reglas y límites, todo historicismo cambia de acuerdo con el autor que se estudie.

No obstante, ciertas peculiaridades se presentan en casi todos los acercamientos al historicismo, y estas características son las siguientes:

– Se basa en establecer una teoría de la historia.

– El procedimiento apropiado y más justo para estudiar los problemas concernientes al ser humano y su existencia es la investigación histórica.

– Diferencia a las ciencias naturales de las ciencias del espíritu y propone dejar a un lado la búsqueda de leyes naturales en el campo de las ciencias humanas.

– Todos los episodios históricos están conectados, y es a través de estos que se alcanza el conocimiento. La historia es una sola y afecta el presente y el pasado humano.

– Es inherentemente contextual.

– Sostiene que cada individuo se ve afectado por la época en la que vive y la historia que le precede.

– La investigación histórica resulta en la creación de leyes generales a través de la inducción.

– Concibe al ser como producto de un devenir histórico.

– Considera que todo hecho científico, artístico, político e inclusive religioso forma parte de la historia de una época específica de la existencia del ser humano

Representantes principales

La numerosa cantidad de historicistas que ha habido a lo largo del tiempo son evidencia de cuánto auge tuvo esta escuela alguna vez.

A pesar de ser sumamente criticada por otras tendencias, el historicismo se mantuvo fuerte por más de un siglo, antes de ser criticada por nuevas generaciones de filósofos más contemporáneos.

El historicismo es apoyado por grandes nombres alemanes e italianos, entre los cuales se encuentran los siguientes:

Wilhelm Dilthey

Pensador alemán que buscaba comprender la vida desde una perspectiva del mundo más mundana y menos metafísica. Fue un gran psicólogo e historiador de las ciencias del espíritu, y se dedicó a establecer diferencias entre estas ciencias y las naturales.

Creó el método historicista, con el cual pretendía eliminar el uso del método científico cuando de ciencias del espíritu se tratase.

Se oponía a la idea de que la verdad era producto o manifestación de lo absoluto o un ser superior, ya que sostenía con firmeza la idea de que toda interpretación es relativa y está ligada intrínsecamente a la historia del interpretador.

Leopold von Ranke

Historiador alemán que publicó el primer libro de historia historicista. Es considerado por algunos como el que dio inicio a esta corriente de pensamiento y del método histórico, que se establecería como el necesario para adquirir todo conocimiento humano.

Para Ranke, el historiador debe permanecer en silencio y dejar que sea la historia la que hable, siempre recurriendo a los documentos más originales que recuenten los eventos a estudiar.

Benedetto Croce

Filósofo, político e historiador italiano. Mientras el historicismo tomaba forma en Alemania, Croce se acerca a las mismas ideas desde el territorio italiano. Para Croce la historia no es cuestión del pasado sino del presente, ya que está tan viva cuando ocurre y cuando se recuerda.

Sostenía que la historia es el mejor medio a través del cual se puede alcanzar verdadero conocimiento. De igual forma, con la ayuda de la historiografía, el hombre puede llegar a comprender sus más insondables procesos espirituales y la razón detrás de estos.

Referencias

  1. Nielse, Kai (2004) Historicismo. Robert AUDI, Diccionario de Filosofía. Akal, Madrid
  2. Popper, Karl. La miseria del historicismo. Alianza, Madrid, 2002
  3. Croce, Benedetto (1938) La Historia como pensamiento y acción
  4. Bevir, Mark (2017) Historicism and the Human Sciences in Victorian Britain. Cambridge University Press
  5. Bambach, Charles R. (1993) Heidegger, Dilthey, and the Crisis of Historicism. Cornell University Press, Ithaca

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here