Oligodendrocitos: Características, Tipos y Funciones

Los oligodendrocitos u oligodendroglías son un tipo específico de células de macroglia. Se caracterizan por presentar un tamaño más pequeño que el de los astrocitos, así como prolongaciones cortas y escasas.

Este tipo de células del cerebro realizan principalmente actividades de sostén y unión. Así mismo, presentan la importante función de generar la vaina de mielina en el sistema nervioso central.

oligodendrocitos

En la actualidad se han descrito dos tipos principales de oligodendrocitos en la neuroglía del sistema nervioso central: los oligodendrocitos interfasciculares que se encargan de la producción de mielina y los oligodendrocitos satelitales que parecen desarrollar funciones en la respuesta sexual.

En el presente artículo se revisan las principales características de los oligodendrocitos. Se comentan sus funciones y su clasificación, y se explica el proceso de formación que presentan este tipo de células.

Características

Los oligodendrocitos son un tipo de células de la macroglia. Es decir, son células del tejido nervioso que se caracterizan por desempeñar funciones auxiliares, complementando el funcionamiento de las células principales (las neuronas).

El término de oligodendrocito fue introducido por el neurólogo español Pio del Rió Hortega y etimológicamente significa glía poco ramificada.

En este sentido, este tipo de células se caracterizan por presentar ramificaciones cortas y finas, las cuales pueden presentarse en forma de hileras paralelas a las fibras nerviosas.

En la actualidad existen dos tipos principales de oligodendrocitos: los oligodendrocitos interfasciculares y oligodendrocitos satelitales.

Los primeros se encargan de llevar a cabo la mielinización de los axones del sistema nervioso central. En cambio, los segundos, presentan una funcionalidad mucho menos documentada.

Por lo que respecta a su formación, los oligodendrocitos destacan por aparecer tardíamente en el desarrollo. 

Desarrollo

El desarrollo de los oligodendrocitos se caracteriza por efectuarse en etapas tardías. De hecho, este tipo de células se originan cuando las neuronas ya han sido formadas dentro del sistema nervioso central.

Los oligodendrocitos se forman a partir de las neuronas que han migrado a su posición correcta, han sido rodeados por células gliales y han formado conexiones sinápticas.

Concretamente, los oligodendrocitos surgen a partir de precursores que migran por la sustancia blanca, desde zonas germinales de los ventrículos y del canal central de la médula espinal.

Así pues, la cantidad de oligodendrocitos generados depende del número de precursores que han migrado, se han dividido y se han diferenciado. Así mismo, la muerte celular programada en cada región cerebral también resulta un factor importante en la formación de este tipo de células.

Cuando las células que han migrado se van diferenciando, los precursores de los oligodendrocitos empiezan a generar procesos que se ramifican. Dicho proceso genera un complejo entramado y motiva una pérdida de capacidad migratoria y proliferativa en la célula.

En contrapartida, el proceso de formación de los oligodendrocitos motiva la generación de la capacidad mielinizante de la célula, así como la expresión de componentes específicos de la mileina.

La mielina resulta una estructura altamente rica en lipoproteínas que se encarga de envolver los axones de las neuronas del sistema nervioso. La adherencia de esta sustancia en las neuronas facilita la conducción eléctrica del impulso nervioso y permite incrementar la velocidad de las transmisiones sinápticas.

La vaina de mielina es generada por los oligodendrocitos dentro del sistema nervioso central mientras que en el sistema nervioso periférico es formada por las células de Schwann.

Clasificación

Los oligodendrocitos pueden dividirse en dos tipos diferentes: los oligodendrocitos interfasciculares y los oligodendrocitos satelitales.

La diferenciación entre estos dos tipos de células recae principalmente de su funcionalidad, ya que desempeñan actividades diferentes.

Los oligodendrocitos interfasciculares se encargan de la producción de mielina y el aislamiento del axón de las neuronas.

Los oligodendrocitos satelitales en cambio, presentan una actividad ciertamente desconocida. No obstante, se postula que este tipo de células podrían presentar una función eyectora sobre los músculos del tejido cavernoso del órgano sexual masculino, participando así en la respuesta sexual y provocando el proceso de salida de espermatozoides.

Anatómicamente, los dos tipos de oligodendrocitos presentan características similares. Ambos se caracterizan por contener pocas prolongaciones. Así mismo, sus núcleos son ricos en heterocromatina y sus citoplasmas contienen, principalmente, ergastoplasma, polirribosomas libres, un aparato de golgi y un alto contenido de microtúbulos.

Función

Los oligodendrocitos son las células del sistema nervioso central que se encargan de formar la vaina de mielina de las fibras nerviosas.

Gracias al proceso de formación y mantenimiento de la vaina de mielina, los axones del sistema nervioso central cuentan con un revestimiento aislante que incrementa su velocidad de conducción nerviosa.

Además, los oligodendrocitos destacan por presentar prolongaciones. Cada una de ellas permite la formación de diferentes segmentos internodales de mielina sobre el mismo axón o sobre axones diferentes.

De hecho, un oligodendrocito puede formar hasta 60 segmentos internodales, por lo que este tipo de células generan elevadas cantidades de mielina.

Por otro lado, cabe destacar que la mielina generada por los oligodendrocitos presenta un proceso de formación diferente a la que forma las células de Schwann en el sistema nervioso periférico.

Los oligodendrocitos y sus axones no están rodeados por una membrana basal. Así pues, la mielinización comienza sobre la decimosexta semana de vida intrauterina y se prolonga durante el período postnatal hasta que la mayoría de los axones están mielinizados.

Finalmente, los oligodendrocitos satélitales parecen desempeñar una función similar a las de las cápsulas de los ganglios sensitivos periféricos. Ciertos estudios postulan que este tipo de células influyen en el medio bioquímico de las neuronas y se han relacionado con los procesos fisiológicos referentes a la respuesta sexual.

Enfermedades relacionadas

La patología que se ha relacionado con el funcionamiento y la actividad de los oligodendrocitos es la esclerosis múltiple.

Esta enfermedad aparece debido a la pérdida de este tipo de células y, por lo tanto, de vainas de mielina sobre los axones de la neuronas.

En este sentido, la pérdida de oligodendrocitos motiva la aparición de una serie de síntomas que manifiestan la carencia de mielina en las neuronas, tales como pérdida de equilibrio, espasmos musculares, problemas de movimiento, dificultades de coordinación, temblor, debilidad, estreñimiento o alteraciones intestinales.

Referencias

  1. Baumann, Nicole; Pham-Dinh, Danielle (2001). “Biology of Oligodendrocyte and Myelin in the Mammalian Central Nervous System”. Physiological Reviews. 81 (2): 871–927. PMID 11274346. Retrieved 2007-07-13.
  2. Carlson, Neil (2010).Physiology of Behavior. Boston, MA: Allyn & Bacon. pp. 38–39. 
  3. Taleisnik, Samuel (2010). «5».Neuronas: desarrollo, lesiones y regeneración. Argentina: Editor. p. 99.
  4. Vallstedt, A; Klos JM; Ericson F (6 January 2005). “Multiple dorsoventral origins of oligodendrocyte generation in the spinal cord and hindbrain”.Neuron. 1. 45 (1): 55–67. 
COMPARTIR
Graduado en Psicología y Máster en Psicopatología Clínica del Adulto.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here