Reconocimiento Social: Tipos, Importancia y Ejemplos

El reconocimiento social es una teoría psicológica que predice que hacer referencia a la buena ejecución de las tareas de una persona o a sus características positivas, hará que aumente su desempeño dentro de un grupo. También aumentará su autoestima, su motivación y su compromiso con el grupo al que pertenezca.

En los últimos tiempos, la teoría del reconocimiento social se ha puesto a prueba en distintos escenarios y desde diferentes disciplinas, aunque ha sido estudiada sobre todo desde la psicología social y de las organizaciones.

Reconocimiento social

Hoy en día, se considera que el reconocimiento social es una de las claves fundamentales para lograr un mayor rendimiento dentro de las empresas, y por tanto se considera extremadamente importante en campos como la gestión del talento o el coaching empresarial.

Tipos de reconocimiento social

Aunque a menudo se considera que solo existe un tipo de reconocimiento social, los investigadores han descubierto que realmente hay dos: el reconocimiento por diferencia y el reconocimiento por conformidad.

Ambos son importantes en determinados ámbitos, y la clave para que una persona consiga una buena autoestima y se sienta motivada dentro de un grupo es conseguir un balance adecuado entre los dos.

Reconocimiento por conformidad

El reconocimiento por conformidad es la forma más básica de las dos, y también la más explorada por las ciencias sociales. Consiste en la necesidad de los seres humanos de encajar dentro de nuestro grupo de referencia; es decir, de compartir valores, ideas y formas de vida, además de ser aceptados por ellos.

Según la psicología evolucionista, esta necesidad proviene de la época de las cavernas, cuando nuestros antepasados no podían sobrevivir en soledad y necesitaban de su tribu para prosperar. Por ello, los hombres prehistóricos que no sentían necesidad de reconocimiento por conformidad no sobrevivían, y no dejaban descendientes.

Actualmente esta necesidad está presente en la inmensa mayoría de nosotros (con algunas excepciones notables, como los psicópatas), y se trata de uno de nuestros impulsos más fuertes.

Una de las mayores evidencias para esto es que el mayor miedo de gran parte de la población es el de hablar en público: en el fondo, esto no se trata más que del miedo a perder la aprobación del resto.

Reconocimiento por diferencia

Al mismo tiempo que todos sentimos la necesidad de ser parecidos al resto y de ser aceptados en el grupo, también necesitamos sentirnos especiales y que los demás se den cuenta de ello. Este fenómeno, aunque no tan estudiado por la ciencia, ha sido muy investigado recientemente en áreas como la neuropsicología.

Debido a la existencia natural de una jerarquía dentro de nuestra especie, los humanos necesitamos sentirnos diferentes y mejores al resto en ciertos sentidos.

Cuando nos vemos por encima de los demás, las investigaciones muestran que nuestro cerebro se llena de serotonina y dopamina, dos de los neurotransmisores que más influyen en nuestra felicidad.

De hecho, muchos estudios sugieren que las personas que han sufrido acoso o aislamiento (es decir, a las cuales no se les ha reconocido nunca que son especiales) han estado privados de serotonina y dopamina de forma crónica, lo que puede causarles problemas más adelante, tales como trastornos de ansiedad o ciertos tipos de depresión.

Por lo tanto, la clave para el bienestar dentro de un grupo consiste en conseguir un balance entre ambas necesidades de reconocimiento.

Importancia del reconocimiento social

El reconocimiento social ha sido asociado a multitud de elementos positivos, y se sabe que tiene muchas implicaciones beneficiosas tanto para nuestra salud mental como para la física.

En los últimos tiempos, tanto la ciencia como las empresas se han preocupado mucho por desarrollar más sus conocimientos sobre este tema; por ello, hoy en día sabemos mucho más sobre cómo funciona el reconocimiento social y su influencia sobre nuestro comportamiento.

Aumenta nuestro bienestar

Quizás el efecto más interesante que tiene el reconocimiento social es que nos hace sentirnos bien. Gracias a la liberación de neurotransmisores en nuestro cerebro, sentirnos aceptados por los demás aumenta nuestra felicidad y nuestra autoestima.

Este aumento en el bienestar subjetivo de las personas es un tema de gran interés para las empresas. Varios estudios muestran que hacer sentir a los empleados que encajan y que son importantes para la compañía aumenta su motivación, su desempeño profesional y su compromiso con la empresa.

Aparte de ello, en nuestra propia vida personal, el reconocimiento social también juega un papel muy importante. Los estudios muestran que las personas que más reconocimiento han tenido a lo largo de su vida muestran una mayor felicidad en general, gozan de mejor salud, e incluso pueden llegar a ser más longevos.

Potencia nuestro aprendizaje

Una de las mayores fuentes de aprendizaje para las personas es el llamado aprendizaje vicario.

Se trata de un tipo de adquisición del conocimiento que se produce en entornos en los que observamos a otras personas realizando una tarea en la que son expertas; y gracias a ciertos mecanismos en nuestro cerebro, somos capaces de aprender tan solo observándoles.

Este tipo de aprendizaje se fomenta muchísimo en entornos en los que contamos con reconocimiento social. Si sentimos que no somos parte de un grupo, no seremos capaces de aprender de sus miembros, ya que estaremos en estado alerta y no en un estado relajado que fomente la adquisición de conocimiento.

Puede crear un estado de flow

El estado de flow es un fenómeno conseguido con el mindfulness que muchos científicos consideran como la clave de la felicidad. Se trata de un estado de ánimo en el que estamos tan inmersos en una tarea que perdemos la noción del tiempo y nos sentimos de maravilla mientras la realizamos.

Pues bien, varios estudios proponen que el sentirnos parte de un grupo mientras realizamos una tarea puede llevarnos mucho más fácilmente a un estado de flow.

Por lo tanto, tanto nuestro desempeño en lo que estemos haciendo y nuestra felicidad aumentarán en este tipo de contextos.

Ejemplos de reconocimiento social

A continuación encontrarás varios ejemplos de situaciones en las que se produce reconocimiento social:

– Recibir un gran aplauso tras hablar o actuar en público.

– Un abrazo o un beso por parte de un ser querido.

– Unas palabras de ánimo de parte de un superior.

– La atención de los compañeros de trabajo al exponer un informe ante ellos.

– Elogios o cumplidos en general.

– Un detalle que muestre que alguien ha pensado en ti.

Todos estos tipos de reconocimiento social tienen el potencial para hacernos sentir mejor, impulsar nuestro aprendizaje y aumentar nuestro bienestar.

Referencias

  1. “Bases científicas del reconocimiento social” en: Reconocimiento Profesional. Recuperado en: 2 Marzo 2018 de Reconocimiento Profesional: reconocimientoprofesional.com.
  2. “The power of social recognition” en: Kerwin Rae. Recuperado en: 2 Marzo 2018 de Kerwin Rae: kerwinrae.com.
  3. “Reconocimiento” en: Wikipedia. Recuperado en: 2 Marzo 2018 de Wikipedia: es.wikipedia.org.
  4. “Natural Social Reinforcers” en: IntroPsych. Recuperado en: 2 Marzo 2018 de IntroPsych: intropsych.com.
  5. “Conformidad” en: Wikipedia. Recuperado en: 2 Marzo 2018 de Wikipedia: es.wikipedia.org.
COMPARTIR

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here