¿Qué es el Trastorno Esquizotípico de la Personalidad?

El trastorno esquizotípico de la personalidad se caracteriza por la necesidad del aislamiento social, ansiedad en situaciones sociales, comportamientos y pensamientos extraños, y a menudo creencias extrañas.

Las personas con este trastorno suelen parecer extrañas a los demás y tienen ideas de referencia; piensan que sucesos sin importancia se relacionan con ellos. 

Trastorno Esquizotípico de la Personalidad

También tienen pensamiento mágico, pueden tener ilusiones, suelen ser desconfiadas y tienen pensamientos paranoicos.

Este trastorno ocurre aproximadamente en el 3% de la población y es algo más común en hombres.

En una pequeña proporción de los casos, la personalidad esquizotípica puede ser un precursor de la esquizofrenia, pero normalmente tiene un curso estable.

Causas del trastorno esquizotípico de la personalidad

Los investigadores no saben en la actualidad qué provoca específicamente este trastorno.

Aunque hay varias teorías, la mayoría de profesionales apoyan la teoría biopsicosocial: la causa se debe a factores biológicos, genéticos, sociales y psicológicos.

Por tanto, no habría un único factor que sea responsable del trastorno, sino una combinación de ellos.

Genéticas

Se entiende que este trastorno es del espectro esquizofrénico. 

Las tasas de este trastorno son más altas en personas con familiares con esquizofrenia que en personas con familiares con otros trastornos.

Ambiental y social

Hay evidencia que sugiere que el estilo de educación paterno, separación temprana, traumas o maltratos puede guiar al desarrollo de rasgos equizotípicos.

Con el tiempo, los niños aprenden a interpretar señales sociales y a responder adecuadamente pero por razones desconocidas, este proceso no funciona bien para las personas con este trastorno.

Un estudio sugirió que el déficit de atención puede servir como un marcador biológico susceptible a este trastorno. La razón es que una persona que tiene dificultades recibiendo información puede encontrar difícil hacerlo en situaciones sociales donde una comunicación atenta es esencial para la calidad de la interacción.

Esto puede provocar que la persona se aísle de las interacciones sociales, guiando a la asocialidad.

Diagnóstico

Según el DSM IV

A) Patrón general de déficit sociales e interpretaciones asociados a malestar agudo y una capacidad reducida para las relaciones personales, así como distorsiones cognitivas o perceptivas y excentricidades del comportamiento, que comienzan al principio de la edad adulta y se dan en diversos contextos, como lo indican uno o más de los siguientes puntos:

  1. Ideas de referencia.
  2. Creencias raras o pensamiento mágico que influye en el comportamiento y no es consistente con las normas subculturales.
  3. Experiencias perceptivas inhabituales, incluídas ilusiones corporales.
  4. Pensamiento y lenguaje raros.
  5. Suspicacia o ideación paranoide.
  6. Afectividad inapropiada o restringida.
  7. Comportamiento o apariencia raros, excéntricos o peculiares.
  8. Falta de amigos íntimos o desconfianza, aparte de los familiares de primer grado.
  9. Ansiedad social excesiva.

B) Estas características no aparecen en el transcurso de la esquizofrenia, un trastorno del estado de ánimo con síntomas psicóticos u otro trastorno psicótico o de un trastorno generalizado del desarrollo.

Debido a que los trastornos de personalidad describen patrones duraderos y estables de comportamiento, son diagnosticados más a menudo en la edad adulta.

Es poco común que sean diagnosticados en la infancia o adolescencia, porque un niño o adolescente esta en pleno desarrollo físico y mental.

Como la mayoría de trastornos de personalidad, el esquizotípico disminuirá en intensidad con la edad.

Según el CIE-10 (Organización Mundial de la Salud)

El CIE-10 de la OMS usa el nombre de trastorno esquizotípico y se clasifica con un trastorno clínico asociado con la esquizofrenia.

La definición del ICD es:

Un trastorno caracterizado por comportamiento excéntrico y anomalías de comportamiento y afecto que se parecen a las observadas en la esquizofrenia, aunque no han ocurrido características de la esquizofrenia. No hay una perturbación dominante o típica aunque pueden estar presentes algunos de los siguientes:

  • Afecto inapropiado; la persona parece fría o distante.
  • Comportamiento o apariencia que es excéntrico, extraño o peculiar.
  • Poca relación con los demás y tendencia a aislarse socialmente.
  • Creencias extrañas o pensamiento mágico, influenciando comportamientos e inconsistente con normas subculturales.
  • Suspicacia e ideas paranóicas.
  • Rumiación obsesiva sin resistencia interna.
  • Experiencias perceptivas inusuales corporales u otras ilusiones, despersonalización o desrealización.
  • Maneras o comportamientos extraños.

Personalidad esquizotípica vs esquizofrenia

Este trastorno se puede confundir fácilmente con la esquizofrenia, una enfermedad mental grave en la que las personas pierden el contacto con la realidad (psicosis).

Aunque las personas con personalidad esquizotípica pueden experimentar breves episodios de ilusiones o alucinaciones, no son tan frecuentes, prolongados e intensos como en la esquizofrenia.

Otra distinción es que las personas con personalidad esquizotípica normalmente son conscientes de las diferencias entre sus ideas y la realidad. Las personas con esquizofrenia no suelen distinguir sus ideas de la realidad.

A pesar de las diferencias, las personas con personalidad esquizotípica se pueden beneficiar de tratamientos similares a los de la esquizofrenia.

Subtipos de personalidad esquizotípica

Theodore Millon propone dos subtipos de personalidad esquizotipica. Cualquier persona con personalidad esquizotípica puede mostrar alguno de los siguientes subtipos.

Millon cree que es raro que haya una variante pura, sino más bien una mezcla de variantes.

  • Esquizotípico insípido: una exageración del patrón de apego pasivo. Incluye características esquizoideas, depresivas y dependientes. 

Rasgos de la personalidad: sentido de extrañeza, inexpresividad, indiferencia.

  • Esquizotípico timorato: exageración del patrón de apego activo. Incluye características de evitación y negatividad.

Rasgos de la personalidad: aprensividad, vigilancia, sospecha, aislamiento.

Tratamiento

Psicoterapia

De acuerdo a Theodore Millon, el esquizotípico es uno de los trastornos de personalidad más sencillos de identificar pero uno de los más difíciles de tratar con psicoterapia.

Las personas con este trastorno se consideran a si mismos como simplemente excéntricos, creativos o no conformistas.

La terapia cognitiva-conductual se enfocará en identificar el contenido de los pensamientos.

Terapia grupal

La terapia grupal se recomienda solo si el grupo esta bien estructurado y cohesionado. Además, se recomienda que la persona no muestre comportamientos excéntricos severos.

Puede dar a las personas la oportunidad de experimentar el feedback de otras personas en un ambiente controlado.

Fármacos

Para decidir qué tipo de medicación debe ser usada, Paul Markovitz distingue dos grupos básicos de pacientes esquizotípicos:

  • Pacientes que parecen casi esquizofrénicos en sus creencias y comportamientos. Normalmente se tratan con bajas dosis de antipsicóticos como thiothixene. 
  • Pacientes que son más obsesivos-compulsivos en sus comportamientos y creencias: ISRS como sertraline parecen ser más efectivos.
  • Para el aislamiento social para ser de más ayuda un anticonvulsivo como la lamotrigine.

Cuándo visitar a un profesional

Debido a que la probabilidad del cambio en la personalidad se hace menos probabilidad  a medida que la persona envejece, se recomienda buscar tratamiento al observar los primeros síntomas.

Las personas con personalidad esquizotípica no suelen buscar tratamiento, más bien acuden por la urgencia de familiares u otras personas cercanas.

Este trastorno es una condición crónica que requiere normalmente un tratamiento de por vida.

Las personas con este trastorno tienen el riesgo de desarrollar trastornos depresivos mayores u otros trastornos de personalidad.

Factores de riesgo

Los factores que parecen incrementar el riesgo de desarrollar personalidad esquizotípica incluyen:

  • Tener un familiar con esquizofrenia o con trastorno esquizotípico de la personalidad.
  • Experimentar abusos, traumas o disfunciones familiares en la infancia.

¿Se puede prevenir?

En la actualidad no se conoce cómo prevenir este trastorno de personalidad.

Sin embargo, evaluar el riesgo de desarrollar el trastorno, como tener un historial de familiares con esquizofrenia, puede permitir un diagnóstico temprano y el tratamiento.

Referencias

  1. http://en.wikipedia.org/wiki/Schizotypal_personality_disorder
  2. http://www.healthline.com/health/
  3. http://dialnet.unirioja.es/servlet/1224146
  4. Roitman,S.E.L et al. Attentional Functioning in Schizotypal Personality Disorder, 1997
  5. Fuente imagen.
COMPARTIR
Licenciado en Psicología y Máster en RRHH. Dreamer, apprentice, traveler, curious. Fundador de Lifeder.com.

2 Comentarios

  1. Considero que puedo tenerlo o talvez no y solo estoy pasando un mal momento. Mi peor miedo es encontrarme con un mal profesional.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here