Zona intertropical: características generales, clima, flora y fauna

La zona intertropical es una franja geográfica imaginaria alrededor del planeta  delimitada por el trópico de Cáncer al norte y por el trópico de Capricornio al sur. Su centro es la línea ecuatorial; por ello incluye todo el área tropical. Es la zona climática más extensa del planeta: ocupa una superficie aproximada de 220 millones de km2.

Abarca tanto el Neotrópico (trópico americano) como el Paleotrópico (trópicos del Viejo Mundo). Se caracteriza por recibir una alta radiación solar y tener una pequeña oscilación térmica anual. La duración del día y la noche es relativamente constante a lo largo del año, y ocurren lluvias y sequías extremas.

Zona intertropical. Fuente: pixabay.com

En la zona intertropical se presenta la mayor biodiversidad del planeta. En esta región se encuentra la selva amazónica, la selva del Congo y las selvas lluviosas del sudeste asiático. En sus cálidas aguas se desarrollan los arrecifes coralinos.

La especie humana se originó en esta región. Se considera que los primeros humanos aparecieron en las sabanas africanas y de allí se desplazaron a otras zonas geográficas.

Características generales

Delimitación

La zona intertropical es la franja geográfica ubicada entre los 23º 26′ 14″ al norte de la línea ecuatorial (trópico de Cáncer) y los 23º 26′ 14″ hacia el sur de la línea ecuatorial (trópico de Capricornio).

Incidencia de la radiación solar

La incidencia de la radiación solar en el planeta viene determinada principalmente por dos factores: el grado de inclinación que tiene la Tierra sobre su eje (aproximadamente 23,5 º) y el movimiento de traslación alrededor del Sol.

Debido a esto, ocurre una variación periódica del ángulo de incidencia de la radiación solar. El 21 o 22 de diciembre los rayos solares inciden sobre el trópico de Capricornio, y el 20 o 21 de junio lo hacen sobre el trópico de Cáncer.

Como se mencionó anteriormente, la zona intertropical se ubica entre el trópico de Cáncer y el de Capricornio; por tanto, recibe una cantidad constante de radiación solar durante todo el año. En las zonas ubicadas al norte del trópico de Cáncer y al sur del trópico de Capricornio, esta variación genera las estaciones del año.

Territorios que abarca

América

Incluye la América tropical, comprendida desde el sur del golfo de México (península de Yucatán) hasta Paraguay y el margen norte de Argentina y Chile. Además, también abarca las islas de Cuba, La Española y las Antillas Menores.

África

Va desde el desierto del Sahara hasta el sur, con excepción de la mayor parte de la República de Sudáfrica, así como el sur de Namibia, Botswana y Mozambique. Incluye casi todo el territorio de Madagascar.

Asia

Abarca el sur de la península arábiga (sur de Arabia Saudí, Oman y Yemen), el sur de la India y Bangladés. También incluye el sudeste asiático (sur de Myanmar, Tailandia, Laos, Camboya, Vietnam y la costa sur de China en la plataforma continental) y las islas de Malasia, Indonesia, Filipinas y Timor Oriental.

Oceanía

Incluye la mitad norte de Australia, Papúa Nueva Guinea y los archipiélagos coralinos y volcánicos de Melanesia, Micronesia y Polinesia, con la excepción de Nueva Zelanda, que se ubica por debajo del trópico de Capricornio.

Hidrología

En la zona intertropical se encuentran los mayores ríos del planeta, gracias a las condiciones climáticas de esta región. En América destaca el Amazonas, considerado el río más largo y caudaloso de mundo. También son grandes ríos el Orinoco, el Paraná y el río de la Plata.

En África encontramos el Nilo, que es el segundo río más largo del mundo. En este continente se presentan otros ríos muy caudalosos, como el Congo y el Niger. En Asia destaca el río Mekong, que es el más largo del sudeste de este continente y atraviesa seis países.

Zona de convergencia intertropical

Debido a que en la zona ecuatorial hay una alta radiación lumínica durante todo el año, se generan grandes masas de aire caliente.

Estas masas producen una zona de baja presión y se van desplazando tanto en dirección noreste como sureste para formar los vientos contralisios. Cuando estos vientos  llegan a los 30 º de latitud norte y sur respectivamente, se enfrían y descienden.

Las masas de aire más frío y cargadas de humedad son atraídas a la zona ecuatorial de baja presión y forman los vientos alisios del noreste y del sureste.

Los movimientos de ascenso y descenso de los vientos alisios y contralisios forman un patrón de circulación conocido como celda de circulación de Hadley; este patrón genera la denominada zona de convergencia intertropical.

Esta zona se desplaza geográficamente a lo largo del año. Su desplazamiento está determinado por el lugar de incidencia vertical de los rayos solares (solsticios); por tanto, entre junio y julio esta más al norte del ecuador, y entre diciembre y enero esta más al sur.

Además, este régimen de movimiento de los vientos trae consigo un alto contenido de humedad, provocando los períodos de grandes lluvias en la zona intertropical. Por ejemplo, en Asia genera los vientos estacionales conocidos como monzones.

Calentamiento de los océanos

La alta radiación solar que incide sobre la zona intertropical genera el calentamiento de las aguas oceánicas. Esto trae como consecuencia la formación de diversos fenómenos meteorológicos.

Uno de estos fenómenos son los ciclones, tormentas de circulación cerrada en torno a un centro de baja presión. En la zona del Atlántico se denominan huracanes, y en el Índico y Pacífico son conocidos como tifones.

Hay otros fenómenos climáticos causados por el calentamiento del océano Pacífico oriental en la zona intertropical. Estos son los llamados fenómenos de El Niño y La Niña, que ocurren en ciclos irregulares de tres a ocho años.

La fase de calentamiento recibe el nombre de El Niño y la de enfriamiento se denomina La Niña. Estos fenómenos se originan cuando se alteran las corrientes de aire y marinas, generando fuertes sequías en algunos sitios y fuertes lluvias en otros.

Relieve y formación de los pisos térmicos

En la zona intertropical se definen claramente rangos de temperatura asociados a la altitud; estos se conocen como pisos térmicos.

Los pisos térmicos están determinados por los cambios de temperatura que se dan en sentido altitudinal. En la zona intertropical están bien definidos, ya que las temperaturas no presentan grandes variaciones interanuales.

Existen diversas propuestas de clasificación de pisos térmicos en esta zona. La más generalizada postula cinco pisos, que son: cálido (0 a 800-1000 msnm), templado (800-2000 msnm), frío (2000-3000 msnm), muy frío o paramero (3000-4700 msnm) y gélido (> 4700 msnm).

Alteraciones antrópicas

La deforestación antrópica de las grandes áreas de selva existentes en la zona intertropical está causando graves alteraciones a los ecosistemas.

Estudios basados en modelos de simulación indican que la deforestación causará importantes cambios en los patrones climáticos en el ámbito mundial.

Clima

La zona intertropical se caracteriza por presentar un clima cálido isotérmico. Esto ocurre debido a que no hay grandes variaciones en la temperatura media anual, que es superior a los 18 ºC. Por otra parte, la oscilación térmica diaria puede ser muy marcada en algunas regiones.

El factor climático más determinante en la zona intertropical es la lluvia, que genera una estacionalidad pluviométrica. Se presenta una estación o época lluviosa marcada y una época seca en la que el déficit hídrico puede ser muy grande.

Otro de los factores que genera variaciones climáticas importantes en la región es el relieve, particularmente asociado a los cambios de altitud.

Flora

La zona intertropical alberga la mayor parte de la biodiversidad del planeta. Estos valores óptimos de diversificación biológica se asocian a que la alta radiación solar durante todo el año provee energía para la producción fotosintética.

Las condiciones climáticas en la región han permitido el desarrollo de una vegetación muy diversa en muchas áreas. En la zona intertropical americana se ubica la selva amazónica y en África están las grandes selvas del Congo. Por su parte, en el sudeste asiático encontramos las selvas de Borneo, que se cuentan entre las más extensas y diversas.

Un grupo característico de la zona intertropical son las palmas (Arecaceae), aunque muchas otras familias de plantas alcanzan su mayor diversificación en esta zona. Entre estas tenemos a las Bromeliaceae (familia de la piña) y las Orchidaceae.

Plantas domesticadas

Muchos de los cultivos más importantes del mundo tienen su origen en la zona intertropical. Entre estos destacan cereales como el arroz, el maíz y el sorgo, y también la caña de azúcar, todas del grupo de las gramíneas.

También son frecuentes solanáceas de gran importancia económica como la papa, el tomate, los pimientos y el tabaco. Otros cultivos tropicales de interés son el cacao, el café, la yuca o mandioca, el caucho, la piña, el coco y las bananas.

Fauna

Al igual que ocurre con la flora, en la zona intertropical hay una alta diversidad de animales. En todos los grupos encontramos un gran número de especies, algunos endémicos de la región tropical.

En el grupo de los reptiles hay una alta diversidad de serpientes. En esta región viven las serpientes más venenosas del mundo, como la mamba negra, corales, cobras, cuaima-piña y mapanares.

También hay un gran número de especies de boas. En la región amazónica es común encontrar la anaconda, que es la serpiente más larga del mundo. Así mismo, los caimanes y cocodrilos tienen su centro de origen y diversificación en esta zona del planeta.

Dentro de los mamíferos destacan los de las sabanas africanas. En esta región encontramos grandes herbívoros como los elefantes y las jirafas. También hay carnívoros de gran envergadura, como leones, leopardos, chitas y guepardos.

En la cuenca amazónica se distribuyen los tapires y los jaguares, y en sus ríos viven los manatíes y las toninas (delfines de agua dulce).

Entre los grupos de mamíferos más diversificados en la zona intertropical destacan los primates que se distribuyen en América, África y Asia. Dentro de los grandes simios están los gorilas y chimpancés en África, así como los gibones y orangutanes del sudeste asiático.

Los ecosistemas acuáticos —tanto de agua dulce como marinos— son altamente diversos. Entre estos destacan los arrecifes coralinos: la barrera de coral más grande del mundo esta ubicada en los mares tropicales australianos.

Animales domesticados

No hay muchos animales domesticados de origen tropical. Uno de estos es la llama (Lama glama), que se distribuye en el altiplano de los Andes. También encontramos algunos bovinos como la vaca de la India  (Bos indicus) y el búfalo del sudeste asiático (Bubalus bubalis).

Referencias

  1. Cane MA (2005). The evolution of El Niño, past and future. Earth and Planetary Science Letters 230: 227–240.
  2. Humboldt A y A Bonpland (1956) Viaje a las regiones equinocciales del Nuevo Continente (1799-1804). Ediciones del Ministerio de Educación, Dirección de Cultura y Bellas Artes.
  3. Leon G, J Zea y J Eslava (2000) Circulación general del trópico y la Zona de Confluencia Intertropical en Colombia. Meteorol. Colomb. 1: 31-38.
  4. Polcher J and K Laval. (1994). The impact of African and Amazonian deforestation on tropical climate. Journal of Hydrology 155: 389–405.
  5. Yancheva G, NR Nowaczyk, J Mingram, P Dulski, G Schettler, JFW Negendank, J Liu, DM Sigman, LC Peterson y GH Haug (2007). Influence of the intertropical convergence zone on the East Asian monsoon. Nature 445: 74–77.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here