Tripofobia: Síntomas, Causas y Tratamientos

La tripofobia, fobia a los agujeros, a los hoyos o a los puntos, es el miedo extremo o repulsión provocado por cualquier patrón de figuras geométricas muy juntas, especialmente hoyos pequeños, aunque también pueden ser rectángulos pequeños o círculos convexos.

Se trata de una fobia bastante común en humanos, aunque poco conocida en realidad. Si bien la tripofobia no figura en el Manual de Diagnóstico de Trastornos Mentales de la Asociación Americana de Psiquiatría, miles de personas afirman sentir repulsión y síntomas de ansiedad al observar patrones de pequeños agujeros aglomerados.

Triptofobia

¿Miras un panal de abejas y sientes repulsión? ¿El sólo hecho de mirar cualquier objeto que tenga muchos agujeros pequeños juntos te da náuseas? 

Se trata de la tripofobia, quizás extrema, una fobia bastante común que se da en humanos y que genera emociones como el asco, miedo y en algunos casos el pánico.

No se considera una enfermedad, aunque si interfiere en el bienestar y en llevar una vida normal es conveniente acudir a un profesional para evaluarla y tratarla.

Algunos de los objetos que pueden causar esta sensación son corales, paneles de abejas, burbujas de jabón, un traje a lunares, un puñado de troncos apilados o una tableta de chocolate aireado.

Causas de la tripofobia

La mayoría de las fobias son causadas por experiencias traumáticas o son aprendidas culturalmente.

Sin embargo, este no sería el caso de la tripofobia según una investigación llevada a cabo por la Universidad de Essex, cuyos resultados fueron publicados recientemente en la revista Psychological Science.

Según Geoff Cole, investigador experto en ciencias de la visión, los patrones visuales que desencadenan los síntomas en las personas con tripofobia son similares a los que aparecen en diversos animales venenosos.

Algunos de los animales más mortíferos del mundo, como el pulpo de anillos azules, la cobra real, ciertos escorpiones y diversas arañas, presentan en su superficie patrones de manchas.

Teniendo en cuenta esto, se podría inferir que la tripofobia tiene una sencilla explicación evolutiva: las personas que sienten repulsión al observar estos patrones se alejan de los animales peligrosos, lo que les ayuda en su supervivencia.

De esta manera, no es extraño que aún hoy en día muchas personas presenten síntomas de ansiedad al observar patrones de manchas o agujeros que recuerdan a los que se ven en los animales más venenosos del mundo.

Sería una reminiscencia de un miedo que antiguamente ayudó a muchos humanos a sobrevivir.

Síntomas ¿Cómo saber si tienes fobia a los agujeros?

Si quieres saber si en tu caso la tripofobia es realmente una fobia y necesita tratamiento, se deben cumplir las siguientes condiciones:

  • El temor debe ser persistente, excesivo e irracional, y debe ser desencadenado por la presencia o anticipación del estímulo, en este caso, la observación de un patrón geométrico determinado.

  • La exposición al estímulo debe provocar invariablemente una respuesta de ansiedad intensa o una crisis de angustia.

  • Evitas las situaciones que te provocan estos síntomas o las soportas apenas, siempre bajo una intensa sensación de malestar o ansiedad.

  • Estos comportamientos de evitación y los síntomas de ansiedad (que aparecen incluso cuando tan sólo cuando piensas en un panal de abejas) interfieren en tu vida cotidiana: en tu trabajo, tus estudios, tu vida social y tu rutina normal.

Si te sientes identificada como las situaciones descritas arriba, entones tu tripofobia es en realidad una verdadera fobia y sería buena idea buscar ayuda para que los síntomas ya no interfieran con tu vida.

¿Qué más sabe la ciencia?

amonites

En muchos foros en internet, miles de personas que se han auto-diagnosticado tripofobia comparten sus experiencias.

La medicina aún no ha admitido la tripofobia como una enfermedad, tampoco figura en el diccionario y hasta hace poco tiempo no estaba en Wikipedia.

Sin embargo, los científicos Arnold Wilkins y Geoff Cole de la Universidad de Essex, decidieron investigar más sobre esta fobia y llevaron a cabo varios experimentos.

En uno de ellos mostraron una serie de imágenes a 286 personas tomadas al azar. Entre las imágenes se alternaban los agujeros de un queso y un panel de semillas del loto lleno de agujeros con diversos paisajes naturales.

Los participantes debían indicar si las imágenes les causaban algún tipo de malestar.

Alrededor del 16% de las personas encuestadas dijeron sentir un cierto disgusto al mirar las imágenes con agujeros o patrones geométricos, mientras que el restante 84% dijo no sentir nada especial al mirar ninguna de las imágenes.

Wilkins y Cole analizaron las características de las imágenes que sí causaron sensaciones desagradables y encontraron algo en común en todas ellas: el análisis espectral de las imágenes tripofóbicas mostró energía de alto contraste en las frecuencias espaciales de gama media, que hace que sean llamativas al mirarlas.

Aún no se sabe por qué estas imágenes causan sensaciones desagradables en ciertas personas y en otras no, pero de lo que sí están seguros los científicos es que la tripofobia no tiene un origen cultural, como la triscaidecafobia por ejemplo.

Y en la mayoría de los casos, la tripofobia tampoco tiene un origen traumático.

Los investigadores creen que el organismo humano puede haber utilizado estos disparadores para alejarse de ciertos animales ponzoñosos, que presentan patrones en su piel con características similares a las imágenes del estudio de la tripofobia.

En algunas personas, estos disparadores continúan funcionado y por eso sienten ansiedad y la adrenalina invade su torrente sanguíneo cuando observan ciertos patrones.

Sin embargo, también existe otra teoría acerca del origen de la tripofobia. Hay quienes opinan que se trata solo de una manifestación colectiva de disgusto ante ciertas imágenes.

La aversión hacia los agujeros presentes en material orgánico podría explicarse fácilmente porque son imágenes que se asocian frecuentemente con enfermedades, opina Martin Antony, profesor de psicología de la Universidad Ryerson de Toronto, autor de un libro para el control de la ansiedad.

De todas maneras, las personas con tripofobia continúan agrupándose en diferentes foros en internet y hasta tienen un grupo en Facebook con más de seis mil miembros, mientras la ciencia intenta dilucidar el origen de sus síntomas.

¿La tripofobia es una verdadera fobia?

panel de abejas

Hay quienes opinan que la tripofobia es una mera curiosidad psicológica. Podrían existir tantas fobias como personas en el mundo, porque las personas pueden temerle a cualquier cosa.

Una experiencia traumática podría provocar una fobia a infinidad de objetos o situaciones.

Pero la pregunta es si en realidad la tripofobia puede provocar síntomas tan intensos como para interferir con la vida cotidiana de la persona. En el caso de que así fuera, la tripofobia sería un verdadero problema a resolver.

Muchas personas dicen tener síntomas intensos al observar imágenes con patrones geométricos, entre ellos, náuseas, vómitos, mareos, sudor frío y taquicardias, entre otros.

Tratamientos

Como todas las fobias, hay varios tratamientos posibles, diversas terapias psicológicas y algunos medicamentos:

Terapia de exposición

En este tipo de tratamiento, el terapeuta te expondrá poco a poco al estimulo que provoca tus síntomas, ayudándote a controlar la ansiedad mediante diferentes herramientas.

La exposición gradual y repetida en el tiempo hará que cada vez sientas menos ansiedad y así podrás controlar la situación cuando veas patrones de pequeños agujeros. Puedes aprender más de esta terapia en este artículo.

Terapia cognitivo conductual

Resumidamente, la terapia cognitivo conductual consiste en el cambio de pensamientos  conductas.

Implica también la exposición gradual al estímulo, combinada con otras técnicas que te ayudarán a lidiar con las situaciones que te provocan ansiedad de diferentes maneras. También cambiarán tus creencias respecto de tu fobia y el impacto que tiene sobre tu vida.

Medicamentos

Deben ser prescritos por un médico siquiatra. Para el tratamiento de algunas fobias se prescriben medicamentos antidepresivos, tranquilizantes o beta bloqueadores.

Los beta bloqueadores son medicamentos que neutralizan los efectos de la adrenalina en el organismo. Disminuyen el ritmo cardíaco, bajan la presión arterial y reducen los temblores.

Los antidepresivos que habitualmente se prescriben para los casos de fobias severas son los inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina. Es posible que el médico recete también otro tipo de antidepresivos para el control de los síntomas, dependiendo de cada caso.

Por último, un cierto tipo de medicamentos tranquilizantes llamados benzodiacepinas pueden ayudar a controlar la ansiedad en las personas que padecen diversos tipos de fobias. Deben utilizarse con precaución porque pueden tener efectos secundarios adversos y varias contraindicaciones.

Cabe aclarar que en la mayoría de los casos se recurre a la medicación cuando los síntomas de la fobia son realmente incontrolables e interfieren en la vida cotidiana de la persona, impidiéndose realizar sus actividades normalmente.

Para los demás casos, se recomiendan las terapias psicológicas y cualquier otro método que ayude a controlar la ansiedad, como el yoga o la meditación por ejemplo.

Vivir con tripofobia: un testimonio real

A continuación, va un ejemplo de cómo puede ser la vida de una persona con tripofobia, según el testimonio real de una paciente:

“Todo comenzó cuando tenía menos de diez años. Mi padre amaba pescar y muchas veces salíamos juntos. Cuando pescábamos algo importante, nos quedábamos con el esqueleto o con los dientes del pescado como trofeo.

Una vez, sobre el borde de la ventana de la cocina apareció un hueso ovoide y plano, lleno de miles de agujeritos, uno al lado del otro, seguramente se trataba del hueso de alguna presa.

Ese objeto realmente me causaba repulsión y cuando mi padre se dio cuenta, me obligó a tocarlo. Obviamente, lloré y creo que en ese momento comenzó mi fobia.

Mi padre, en un intento de curarme, me exponía a todo lo que tuviera agujeritos o huequitos: un trozo de coral o un panal de abejas. Cuando las olas retrocedían en el mar dejando muchos agujeritos en la arena, me obligaba a caminar sobre ellos.

Los síntomas fueron empeorando con los años y llegué a sentir náuseas, mareos y ataques de pánico que apenas lograba controlar.

Cuando fui mayor, busqué información y encontré cuatro métodos para superar este tipo de fobias, y utilicé los cuatro para elaborar las herramientas que hoy me permiten controlar la ansiedad en algunas situaciones.

El primer método es el de exponerse paulatinamente a las imágenes con grupos de agujeritos.

El segundo es buscar información sobre la fobia en cuestión para intentar razonar sobre el asunto y desterrar el miedo de esta forma.

El tercero es recurrir a la imaginación para enfrentar el objeto sin tener que verlo en realidad y el cuarto, el método de choque: una exposición prolongada y forzada, hasta poder controlar la ansiedad.

Después de mi primera experiencia de choque, pensé que mi tripofobia se había curado. Unos meses más tarde, en un viaje al Caribe, me anoté en una excursión de buceo, sin pensar en que bajo el mar hay millones de plantas y animales llenos de huequitos.

De modo que repentinamente me encontré hiperventilando con una boquilla de oxígeno puesta mientras el instructor tomaba mi mano intentando ayudarme a tocar un coral naranja con miles de pequeños y horrorosos agujeros en su superficie.

Ni siquiera pude gritar. Cuando finalmente salimos a la superficie, pensé: si pude con esto, podré con cualquier cosa.

Después de esa experiencia, cada vez que me encuentro ante un patrón de agujeros, trato de respirar profundamente y razonar. Si logro controlar la ansiedad en ese primer momento, puedo continuar casi normalmente.

Aunque no siempre lo logro. Al parecer, siempre seré fóbica, aunque tengo etapas de hipersensibilidad durante las cuales me asusto hasta de los poros de mi cara, y en otras etapas, los síntomas se suavizan y puedo comprar un frasco de miel con un panel dibujado en la etiqueta.

Como ves, la tripofobia parece una fobia totalmente real. El estudio realizado en la Universidad de Essex mostró que un 16% de la población muestra síntomas de tripofobia cuando observa imágenes llenas de agujeritos o patrones geométricos.

Así que en el caso de que tú también tengas esta fobia, no eres el único, y la mayoría de las personas logran controlar sus síntomas, así que tú también puedes hacerlo. Si no logras controlar la ansiedad por ti misma, no dudes en consultar con un profesional.

¿Y tú qué síntomas de la tripofobia tienes? ¿Cómo has intentado superarlo?

COMPARTIR
Licenciada en Laboratorio Clínico.

61 Comentarios

  1. Gracias por la información! Pensé que yo estaba exagerando con mis sensaciones. Desde pequeña me causa repulsión ver imágenes de ese tipo, al principio sólo era una sensación de picazón en la piel que me desesperaba y hacia que me rascara después me salia salpullido y hace poco mi pareja me insistió para ver una imagen yo no quería pero a el le causaba gracia mi reacción e insistió la vi me tape los ojos y le dije que no mas, siguió insistiendo y ne probóco una desesperación tan grande que lloré… me sentí mal por mi reacción porque sentía que había sido una sensación muy exagerada pero aun así no la podía controlar… el se disculpo pero no entiende aún la sensación que esto me causa. Creo que la peor parte de esta fobia es el convivir con personas que no entienden el temor o repulsión que nos puede llegar a causar. Muchas gracias por la información sobre todo por que no vi ninguna imagen relacionada y así no me dio angustia al investigar no se si no las cargo mi móvil o si de verdad no las publicaron. Muchas gracias.

  2. Yo padezco de eso ,pero hay cosas que las soporto como el panal el centollo de una flor ,pero no soporto crudos y no lo puedo controlar y más en imágenes humanas,es un horror

    • me pasa exactamente lo mismo, si veo un panal me da igual pero veo la erupciones en los cuerpos humanos y me da pavor no lo soporto es como si lo viera en mi piel y es desesperante.
      No estoy segura de consultar un especialista por que ni siquiera soporto hablar del tema.
      Bastante interesante el articulo.

  3. En mi caso siento comezón en el cuerpo, principalmente en la nariz y en mis extremidades. Me afectan los agujeros que tengan algún tipo de cuerpo dentro como semillas o gusanos, los panales y corales no me afectan del todo. Me di cuenta que tenía esta fobia cuando de pequeño en el jardín encontraba hojas con huevos de arañas o algún insecto. En un vídeo decían que muchas veces al observar esos patrones el cerebro al procesarlo causa la impresión de que lo tenemos en el cuerpo y por ello nos causa malestar. Gracias por el artículo, me daba mucho miedo darle click por las imágenes que siempre ponen; estas no me afectaron por suerte.

  4. Para mi es una fobia terrible.. Me da piquiña, escalofríos, ganas de vomitar y hasta me cuesta dormir cuando veo ese tipo de imágenes.. Las odiioo! ?

  5. Es lo peor de las fobias. A mi parecer. Me ha tenido horas con escalofrios y desesperacion tan solo de pensarlo. Efectivamente hay personas a nuestro alrededor que no lo comprenden.

  6. Si no leo esto no me entero de que padezco de tripofobia, ni sabia que existía, no soporto ver fotos de erizos, panales pequeños, acumulación de insectos (por ejemplo muchas moscas juntas) heridas con chupos alrededor, o matas de piojos, hace unos días alguien colgó en facebook alertando de la picadura de un animalito pequeño que su cuerpo era tipo piedra pómez y si lo matabas con el dedo, tu dedo se comenzaba a poner de la misma forma, me dio tanta repulsión que ni siquiera pude leer bien el artículo, ahora entiendo. Gracias por la información.

  7. Dios es tan horrible. Siempre he tenido mucho asco, me pica la piel me la rascó y frotó hasta dejarla rota y hasta me he sacado sangre. Sólo me pasa con fotos de pieles así sepa que son montajes me llena de repulsión, náuseas, taquicardia. Es horrible! No sabía que existía… Hoy vi algo así en Instagram que no me ha dejado en paz. Se me viene a la cabeza a cada rato y ya soltr el móvil un par de veces y me he frotado la cara muy fuerte… También como que me flta la respiración. Es tan feo! Ojalá dejaran de existir esas imágenes… Dudó que puedo hacer una terapia de esas. No puedo ni pensar en esas imágenes.

  8. Yo también padezco de los mismo, pienso que es un problema mas allá de los patrones, el cual la mente aún no ha desarrollado la habilidad de poder desencadenarse de esa conexión mente cuerpo, a veces pienso que somos masoquistas en cuanto a eso. Yo también deseo superarlo

  9. Tiemblo y me da escalofrío y me rasco la pierna o la cara al ver manchas y huecos la panza de las tortugas me da pánico y repulsión y un día vi una uña porosa y quize gritar de horror

  10. Que cosa tan mala yo pensé que solo me pasaba a mi, eso me da piel de de gallina, mareos , repulsión de todo, y me pasa con todo hasta con la espuma pequeñita del jabón ,

  11. yo tambien sufro lo mismo con una amiga, ella tiene un caso mas grave, pero yo, no soporto ver los hoyos en la piel, siento que se mueven y me miran, esto genera en mi una reacción de picazón por todo el cuerpo, solo picazon, es horrible, pero gracias al saber que hay mas personas con mi problema, me da fuerzas para enfrentarla.

  12. Ver imágenes orgánicas con agujeros me eriza de inmediato toda la piel, me pongo pálido, siento mareo y debilidad. Siempre me pasa lo mismo, no lo puedo evitar. Sólo Escribir sobre esto me produce los síntomas.

  13. Me produce miedo y asco la mayoria de las imagenes. Cuando era mas chica soñaba que me salian saculos amarillentos pequeños uno al lado del otro en la boca. Me da asco sobre todo los agujeritos que tienen otra cosita adentro.

  14. Alguien comentó que la sensación que siente en la piel es porque se piensa que a uno mismo la piel se le pondrá así, entonces reflexioné… si me digo a mi misma… no me va a pasar eso a mi… no me tiene porque suceder eso… me siento capaz de superarlo… me hizo tanto bien en primer lugar saber que es una fobia y tiene un nombre… al igual que Tú me provoca asco y me produce un hormigueo en la cara y brazos tan solo pensar, hablar de ello o escribirlo y leerlo…además de náuseas, asco… también leer sus anécdotas para buscar mi propia opción para solucionar este molesto problema. Saludos y a nadie le va a pasar eso, nadie tendrá ese aspecto, ok!!!

  15. No le tengo miedo ni asco a los pañales de abejas ni tampoco a los corales o cosas así, pero me da repulsión a las imágenes de personas con huecos en la piel y semillas dentro de esos huecos; qué debo hacer ???

  16. En mi caso puedo ver imágenes como panales y realmente no sentir nada, pero al momento de ver una imagen donde una persona tenga agujeros en la piel u otra cosa así enloquezco y me pican mucho los brazos, no aguanto hablar de este tema ni recordar esas escenas en mi cabeza porque de una vez se me eriza la piel y es una sensación realmente fea.

  17. Busquen imágenes de tripofobia en internet y se van a querer morir. Los agujeros están sobre piel humana ,o sea, quien no tendría escozor con solo verlo.
    Les voy a contar algo: cuando era niño ( 5-6 años) por las noches tenía una pesadilla horrible, mis pies se habían llenado de hormigas que agujerearon mis talones, y yo en mi deseperación no podía hacer nada, fué horrible. Hoy a mis 17 años un amigo me cuenta que tenía la misma pesadilla frecuentemente, al principio pensé que era una simple coincidecia, pero despúes me dí cuenta de que los dos sufríamos de pie plano.
    Entonces esta enfermedad conlleva a la otra. A la noche los pies de personas que sufren de pie plano duelen,(con mi mente de 5 años ni idea de esta enfermedad) entonces el cerebro tomaba el estímulo del dolor y el cosquilleo y lo transformaba en insectos come carne. Entonces mi mente creó esa repulsión a esa imagen de agujeros en mi piel, va a mí me parece obvio o a quien le gustaría mirarse los pies y tenerlos agujereados, eso es un asco.
    Desde ya muchas gracias por informar.

  18. A mi me pasa exactamente lo mismo, si veo un panal me da igual, pero si veo alguna erupción en el cuerpo humano en cualquiera de sus partes me da un escalofrió que permanecer por hora y la imagen vuelve a cada rato, tengo que ponerme a hacer alguna actividad visual( lapto, Tv; juegos etc) hasta que se me quita a los dos o tres días, la ansiedad la soporto pero es como si lo viera en la piel de la gente queme rodea o en la mía y es tan desesperante. me pica la piel cuando se hace intenso. Ya consulte a un especialista pero aun sigo con los mismos efectos cuando veo esas imágenes ( dígame cuando les dio por poner las tetas con ese pocos de huequitos,=)()/()&/%&$ como odie a los pajuos que las ponían una y otra vez, hasta que los fui eliminando es de mi face la verdad es difícil hablar del tema.

  19. Recuerdo que descubrí la fobia al ver el vídeo de una rana que pare sus crias por el lomo abriendo agujeros y por ahí liberándolos…

  20. Padezco de esta fobia desde que era pequeña, y sigo sin entender porque. No me causan ansiedad los corales, ni panales. Pero verlo en partes del cuerpo, incluso sin verlo, con que alguien me platique empiezo a imaginar, y me da comezón exagerada en todo el cuerpo, siento una desesperaciòn y ansiedad terribles y ganas de llorar, en ocasiones se me pasa rápido, pero otras veces es taaan fuerte que en todo el dia no lo olvido, me he rascado con objetos de fierro que me han lastimado y dejado moretones en la piel de la desesperación que siento. Me encantaría no sentirlo nunca más !!!!!!!

  21. Yo soy tripofóbica, regularmente me pasa cuando veo alguna imâgen del ser humano con agujeros y ollos pequeños. Por ejemplo estaba en una clase relacionada con las enfermedades benereas y de inmediato se me puso la piel chinita, me daban escalofríos y una sensación en mis dientes difícil de describir. Es tormentoso, porque si de repente veo alguna, todo el día tengo la imagen en mi mente y por consecuencia me causa ansiedad.

  22. Hasta hoy me entero que es una fobia y que es real y que hay miles de personas que la tienen, solo que no conocía a nadie que la tuviera ademas de mi. Creo que no estoy en un nivel muy fuerte, pero si lo siento. Antes no soportaba ver la textura de una parte del estómago del borrego en mole de panza, no me gustaba esa comida, ahora ya la puedo comer. Pero lo que sigo sin soportar es la textura de las plumas de una gallina negra con puntitos blancos, o de la cabeza del guajolote, tiene como granos horribles. Recién vimos una construcción de un monasterio, las piedras son fósiles y tienen esa textura de aujeritos que me dan ansiedad, yo siento ansiedad en las palmas de las manos, y la lengua, es horrible, es asqueroso eso. A mi mente viene un vago recuerdo de alguna herida o enfermedad cutánea donde la piel tiene esos aujeritos y por ahí sale una cosa blanca, lo imagino y me da asco, pero no se de donde viene ese recuerdo.

    Gracias por la información, ahora se que tengo y tal vez algún día vaya con algún especialista para que me ayude a superar esto.

  23. Primero que nada, ¿No es un poco pesado poner imágenes tripofobicas en un lugar donde obviamente leeran personas que padescan de esto? xDD
    Yo no se si soy tripofobica o no… solo se que cuando veo imágenes por ejemplo de agujeros en la piel me dan muchos escalofríos y después me da escalofríos ver hasta un panal, pero eso no suele suceder si no veo una imagen de una persona con agujeritos en alguna parte de su cuerpo antes… eso si me parece muy raro… y las imágenes de aquí también me dieron escalofríos, pero después de que vi las imágenes de google a las que me refiero anteriormente…. bbrrrr…

  24. A mi no me da horror los panales lo que me da enserio demasiado horror son los huecos que ponen en las ilustraciones de las personas la primera vez que mi hermano me enseñó un video de la tripofobia me daba picazón en todo el cuerpo y escalofríos y después de unos años mi hermana me enseñó un video de un supuesto examen de tripofovia cuando lo estaba viendo no me podía dejar de rascar y voltear a otros lados para no verlo y en la última imagen llore por que me dio demasiado asco y horror voy a tratar de superar esta fobia para ya vivir de esta manera por que me afecta demasiado

  25. Hola. Es tal cual lo que me pasa. No pude ver las imágenes en la publicación. Me dan ganas de vomitar y no puedo borrar la imagen de mi mente. Es espantoso

  26. Es lo más feo sentir todo eso en tu cuerpo como si lo tuviera en mi piel, sólo leer el artículo me causó mucha picazón y desesperación.

  27. Hola.Alberto Rubín Martín
    Te Doy Muchas Gracias Te Deseo Lo Mejor ? Por Que Gracias A Tu Página ?Y Tus Pasos De Enfrentar la Fobia ?,Pude Enfrentar Todo Esa Fobia?,Terminando De Leer La Página,Enpecé A Ver Las Imágenes De Figuras Geométricas O Agujeritos Juntos, Y Me Sentí Muy Guapo ? Viendo Las Imágenes Por Que no Me Dio Fobia.Corone Viendo Las Imágenes ????
    MUCHAS GRACIAS ?
    ALBERTO RUBÍN MARTÍN
    SANTIAGO MELÉNDEZ MICOLTA

  28. Hola, al igual que todos Ustedes, hasta antes de leer este artículo, no sabía que este problema tenía un nombre, mucho menos que no soy la única. Tantas veces me he sentido tonta y ridícula, cómo a mis 35 años de edad puedo alterarme al ver un panal de abejas, a los hongos, lo que conforma el fondo del mar, los huevos que cargan los insectos y ya mejor ni continúo, porque ya siento ansiedad… Es taan feo que esas cosas arruinen tu día, ojalá que todos podamos superar ese problema y que nuestra familia nos apoye. Saludos a todos!

  29. Cuando era niña de repente me daba ansiedad el ver mi propia piel (por los patrones que presenta y más cuando uno está mojado y se arruga la piel) hasta el grado de querer gritar y me ponía a llorar no se desde que momento pero aún hoy en día no uso ropa con textura el animal print esta prohibido en mi vestuario y evitó páginas y vídeos de YouTube donde existan imágenes de agujeros en especial en la piel humana eso me provoca una ansiedad espeluznante pero apesar de ello aprendí a vivir con esto, no puedo decirle a alguien que no use animal print o cancelar las vacaciones de verano por los corales o en su momento gritar cuando nos toca ver células en clase, uno debe sobreponerse y evitar lo que pueda por que nadie es condesendiente ni cambiará su forma de vida por que tu tienes miedo o te da ansiedad al contrario, serás objeto de burlas y te aislaran… Hasta el momento lo llevo bien siempre que no exista texturas en mi ambiente y como dice la nota además de la repulsión y la ansiedad hay algo que es atrayente pero te causa más ansiedad y no se a que se deba.

  30. Hola buenas… Mi anécdota es que yo no le tengo miedo a un conjunto de hoyos, ya que verlos en árboles o panales o colmenas y peor en hormigueros no significa nada para mi… Sino que yo vi un vídeo que a mi me parece 100% real y que esos hoyos estaban en un pie humano y adentro tenía… Algo como la “pus” y eso es lo que a mi me da miedo aquí sólo encontré el resultado de la sensación que siento pero no encontré aquello que me aterra

  31. A mí también me pasa esto. Los montajes de agujeros en la piel me dan mucha repulsión y con solo imaginarlos me da una picazón horrible. No es realmente miedo, pero es una sensación mucho más desagradable.

  32. ñee que asco me da con tan solo mirar el panel de abejas no se solo me da asco o me da miedo mirar eso hay imágenes o vídeos de youtube que muestran tutoriales sobre tripofobia pero en serio me da asco los montajes de personas o cosa que tienes agujeros D:

  33. Yo siento todo lo contrario a fobia. Es más, cada vez que veo imágenes de este tipo siento satisfacción. Además cuando estoy muy estresado, intentar dibujar círculos perfectos lo más juntos posibles me ayuda a relajarme.

  34. No creo ser tripofobico pero con esas imágenes cualquiera lo puede ser aunque sea temporal, por lo pronto lucho con mi mente porque me pide seguir mirándolas aunque me den pánico y me ponga a llorar cada vez que las miro. Ninguna película de terror me ha causado tanto miedo como esas imágenes tan espantosas. Sea cual sea el fin lo han logrado.

  35. En noviembre del 2016 recibí en mi Cel. un WU, la imagen de un insecto o mosco que en su caparazón estaba lleno de huevesillos (repugnante) y decía que no debíamos aplastarlo ni con las manos ni con el pie porque te podía pasar lo siguiente: y me mandaron la imagén de la palma de la mano derecha llena de agujeros, que realmente me perturbó mi mente y mi conciencia de una manera irracional… me puse a gritar como loca y ese día iba manejando y de repente vi una barda de piedra bola y me quise morir, fui al super y al ver la fruta redonda toda apilada me causó pánico, no pude surtir la fruta que siempre surtía normalmente, me empezó a dar comezón por todo el cuerpo y me rascaba con la tela de mi blusa pues sentíaque mi mano estaba llena de agujeros, me daba comezón en la cabeza y me rascaba con los nudillos, no soporte más y me tuve que ir del Super lo más pronto posible, al llegar al elevador, estaba en un anaquel lleno de los garrafones de agua de 19 Ltos. y sentía horrible, llegue a mi casa, me lave las manos (de una forma desordenada) y me vacié un chorro de alcohol, mis hijos estaban asustados solo de verme (me dijeron que no todo lo que me enviaban era verdad) que no me creyera TODO. Esa noche no pude conciliar el sueño hasta las 7:00 am de la mañana y en cualquier posición, mi mano derecha la sentía llena de agujeros… Realmente esas imágenes me perturbaron mi mente (cosas que antes podía soportar tranquilamente ahora me dan mucha comezón y ansiedad). Estoy acudiendo a la Hipnosis, después de haber sufrido un ataque de ansiedad (dolor en el centro del pecho y falta de aire al respirar) creía que veía un infarto, me asusté mucho, pero al consultar me dijeron que era un ataque de ansiedad… Llevo dos cesiones (de Hipnosis) y he sentido un avance signifiativo pero hoy por la mañana fui con el psiquiatra y le platiqué, me diagnosticó TRIPOFOBIA y al meterme aquí y leerles me generó un poco comezón. Lo que no me gustó, es que el Dr. me duplicó un ansiolitico que yo ya tomaba (y que quería dejarlo) y no se que hacer?. Se llama “Pristiq”, pues no me gusta tomar tantas pastillas. 🙁 Estoy realmente asustada y a la vez relajada al saber que no soy la única con esto. pero es Horrible sentir, traerlo todo el tiempo en la mente y no poder dormir. Y, cómo me vino a pasar esto a mis 53 años.

  36. jajajaja pobre Aída tremenda historia. muy interesante. parece que tu caso es extremo.

    si antes no tenias ese problema entonces existe la posibilidad de sanarse psicológicamente y no solo con medicamento.

  37. Pensé que era la única con este mal, mis síntomas no me dejan estudiar ni trabajar. La imagen regresa a mi de la nada y no puedo evitarlo, es totalmente asqueroso. Intentaré con los métodos mencionados.

  38. Que sufrimiento siento al ver esas imagenes. puedo ver el panal de abejas, pero en la piel de las personas no, o unas imagenes que se ven los ojos con muchos huequitos dentro.. hay no, con solo pensarlo me pica todo el cuerpo. es una sensacion horrible, me dan ganas de llorar, a mi me comenzo cuando tenia 11 años, me pego varicela y una noche soñe que todas esas pelotitas que tenia en el cuerpo se me caian todas juntas y las miraba redonditas y repetidas, desde ese dia no tolero ver algo repetido. la verdad que si sufro con esto.

  39. Yo sufro mucho por esto, soy demasiado tripofobica de solo pensar lloro y no puedo controlarme, es super feo…. no se si algun dia lo supere pero es extremadamente horrible

  40. Yo tambien crei que era la unica que sufria con esto ya que las personas de mi entorno no las sufren .. Pues yo empecé a tener asco, panicó y hormigueos en todo el cuerpo desde que vi un hueso humano descalcificado ( la osteoporosis ) desde que vi eso mi mente no dejar de imaginar eso ahora lo veo en cosas aun mas peores como en una cabeza humana abierta y dentro de ella agujeros y en los agujeros sangre es asqueroso y muy repugnante.

  41. Hola, quisiera relatares un poco de mi caso. Actualmente tengo 30 años, todo comenzó cuando era niño al menos tendría unos 7-8 años. Nací y crecí en un pequeño pueblo del estado falcón En Venezuela. Tenia mucho contacto con la naturaleza, un día caminando por una zona montañosa estaba un gran albo, y por toda su corteza se habían posado miles de insectos del tamaño de las mariquitas pero en este caso todos eran negros, de al menos 5 milímetros, para mi fue algo repulsivo, sentí miedo, ganas de llorar pero aun así no podía apartar mi mirada del tronco, estaba paralizado, de pronto reaccioné y corrí como espantado, imaginaba que todos esos insectos me perseguían. Esa noche y otras tantas no pude dormir muy bien, soñaba con esa imagen, no se me quitaba de la mente, imaginaba que los tenia todos en la piel pero a su vez imaginaba que en vez de los insectos eran agujeros en mi piel. Mi abuelo solía buscar sacar panales de miel, yo había visto ya el panal con esa forma, “Agujeros” pero después de lo que me pasó no soportaba verla. Desde entonces no he podido superarlo, cuando tenia 21 fui de buceo, y me tome con un coral que es de huequitos, fue horrible, me invadió el pánico, el asco, sentía la piel con esa textura fue tanta mi desesperación que tragué mucha agua pues me desorienté no sabia había donde estaba la superficie del agua y hacia donde era mas profundo. Hoy a mis 30 años aun no supero esto. Es horrible, una vez también asistí a un evento, y el piso era de círculos pequeños y grandes no pude ni siquiera entrar el solo hecho de ver como era el piso, me hizo voltear, sentía ganas de vomitar, ganas de llorar me generó un gran malestar hasta me sentí mareado.

  42. He leído atentamente cada historia y veo que estoy muy mal. Hace poco me enteré de que lo que tengo es una fobia por un hijo que me comentó que viendo una serial una mujer sufría de esa fobia, hace 2 semana mi marido me muestra una imagen de un pie lleno de hoyos y con eso gatillo que esté totalmente descompensada. Hace 2 días no pude picar una verdura , porque en su interior tenía hoyos, no puedo tocar la masa del pan por los hoyos que le hace La levadura, recién no pude lavarle el pelo a mi hijo, porque al mojárselo le le hacían tajos en su pelo, me di cuenta que el pánico lo siento también con los tajos , muchos ojos negros, hoyos en piel humana, en huesos. Dios , estoy con mucho medicamentos y sigo igual.
    Quién sabe si la vida vuelve a la normalidad.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here